| 3/31/2019 10:47:00 AM

Pérdidas en Venezuela por apagones siguen subiendo: ya superan los US$1.000 millones

Durante marzo se registraron tres prolongados cortes de energía que tienen al sector productivo en jaque. De acuerdo con cifras de Fedecámaras, por cada día de parálisis en el país, la economía deja de generar US$200 millones.

La destrucción de la economía venezolana sigue avanzando a pasos agigantados. Los tres apagones registrados durante el mes de marzo, así como los frecuentes cortes de luz y el caos en otros servicios públicos como el agua, que padecen los venezolanos se han convertido en el nuevo azote para la ya deteriorada economía vecina.

De acuerdo con un informe de la firma de análisis económico Torino Economics, divulgado por el portal Descifrado, el costo del desastre generado por el apagón más largo que ha vivido Venezuela y que arrancó el 7 de marzo y se prolongó por casi cinco días -en algunas regiones tomó más días y volvieron a padecer intermitencias en el servicio- alcanzó US$1.030 millones. Esto se traducirá en una caída adicional de 1,05% del Producto Interno Bruto venezolano, de acuerdo con información del portal.

Estas cifras divulgadas por los expertos agudizan aún más la crítica situación que vive el país pues sin haber contado el caos en el sistema eléctrico, las firmas de análisis económico de Venezuela habían calculado a comienzos de año que la caída en el PIB para este año sería de 27,4%.

Lea también: Pobreza, escasez e inflación, el peligroso cóctel que enciende la crisis en Venezuela

Sin embargo, el balance de marzo podría ser peor pues el pasado lunes 25 de marzo se presentó un segundo apagón tras la explosión de tres transformadores del Guri, que dejaron sin servicio a un número importante de estados por casi tres días. El jueves se restableció la energía pero en la noche del viernes 29 y este sábado 30 de marzo se presentaron nuevos episodios que colapsaron de nuevo el sistema energético nacional, lo que obligó al gobierno a mantener el estado de emergencia en todo el país por nuevos cortes de energía.

Las prolongadas interrupciones en el servicio de energía tienen postrado a sectores clave como el comercio, los servicios y la industria, pero también han generado problemas en el día a día de los venezolanos, que tienen dificultades para mantener sus alimentos refrigerados, deben hacer largas filas para surtir de combustible sus automóviles o deben esperar para hacer sus transacciones financieras.

A estas dificultades se suman los saqueos de establecimientos comerciales organizados por pandillas que aprovechan la falta de energía para cometer actos delictivos. Esto llevó a que muchos empresarios calcularan que durante el mes de marzo el sector productivo en general no pudiera tener más de 7 días laborados de manera efectiva, mientras que en el sector educativo se estima que los colegios no pudieron cumplir siquiera una semana de actividades escolares con normalidad.

Le recomendamos: Venezuela sigue en caos: sin luz y sin agua

El presidente de Fedecámaras, Carlos Larrazábal, aseguró que dada día de apagón en el país le cuesta al sector productivo unos US$200 millones, de acuerdo con el portal Noticiero Digital. Esto aumenta el riesgo de que más empresas decidan cerrar sus puertas crece con la inestabilidad en el sistema eléctrico.

¿Cuáles son las verdaderas causas?

Tras un mes prácticamente a oscuras, en Venezuela no se conocen los resultados de un informe independiente que diagnostique con certeza qué ocurrió en el país y cómo evitar futuros apagones.

Los cortes de luz han sido atribuidos por el gobierno de Nicolás Maduro a conspiraciones internacionales entre el gobierno de Donald Trump y el líder opositor Juan Guaidó, mientras que algunos técnicos ya han dado su diagnóstico y aseguran que la falta de mantenimiento de las centrales eléctricas y el mal manejo de las compañías de servicios públicos, actualmente en manos de militares que desconocen del tema, son los verdaderos culpables de la situación de caos.

De acuerdo con el informe Venezuela a Oscuras, de Torino Economics, existen varias hipótesis sobre las causas del apagón. Por un lado, está la versión oficial que dio el ministro de Comunicaciones, Jorge Rodríguez, quien aseguró que el origen de la falla estuvo en un ataque cibernético “liderado por Estados Unidos contra el sistema de operación automática del Complejo Hidroeléctrico Simón Bolívar, ubicado en la Represa de Guri”.

Pero la compañía de análisis económico también consultó a los expertos, quienes tienen sus propias conclusiones: la verdadera causa del apagón es la falta de mantenimiento. Y recogen la teoría de quienes aseguran que un incendio que se registró en inmediaciones de la principal generadora de energía fue el detonante del problema.

“Un incendio en la vegetación no podada a lo largo de las principales líneas de transmisión de 765 kV de Guri que activó los sistemas de seguridad, generando una interrupción inmediata del flujo eléctrico” habría sido la causa principal, asegura Torino Economics.

Lea también: ¿Quién puede salvar la economía de Venezuela?

Estos problemas, sin embargo, podrían haber sido cubiertos por plantas de generación térmica alimentados por otros combustibles que abundan en Venezuela como el gas o el diésel. Sin embargo, el informe, Torino Economics indica la falla en la generadora del Guri coincidió con un baja disponibilidad de gas y diésel “como consecuencia tanto de la disminución de la producción de Pdvsa como de las sanciones adoptadas el 28 de enero por Estados Unidos y que impidieron la compra de derivados petroleros a entidades con sede en ese país”.

El portal cita al jefe de la firma Torino Economics, Francisco Rodríguez, quien aseguró que “en la medida en que la industria petrolera no pudo reemplazar sus generadores, comenzó a aprovechar la red eléctrica del país con mayor intensidad, lo que contribuyó a la sobrecarga del sistema”.

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.