| 10/19/2018 12:01:00 AM

Carne hecha en laboratorio: ¿el fin de la ganadería?

Este invento promete reducir el hambre, confrontar el efecto invernadero y dar fin al sacrificio de animales. Su creador, el profesor Mark Post, le dijo a Dinero que su mayor reto será convencer a la gente de que la consuma.

Por cada 15 gramos de carne que come el ser humano, se tienen que alimentar animales con 100 gramos de vegetales.

El ganado ocupa el 70% de las tierras cultivables en el mundo y la Organización Mundial de la Salud predice que hacia el 2050 el consumo de carne será el doble que el de ahora. Del ganado sale metano y dióxido de carbono que va directo a la atmósfera, representando el 20% de las emisiones de gases del efecto invernadero.

Le puede interesar: Las tendencias que dominarán la agricultura en el futuro

Con estas preocupaciones desde hace varios años, el profesor e investigador holandés Mark Post viene trabajando en un desarrollo casi listo para salir al mercado. Una carne de hamburguesa cultivada en laboratorio y no en una granja. Tiene entre los donantes que han creído en su idea a uno de los hombres más ricos del mundo; Sergey Brin, cofundador de Google.

Post, una de las caras más visibles de la biotecnología, aterrizará el próximo mes de noviembre en Colombia, como uno de los ponentes de la primera cumbre de Singularity University en el país. En entrevista con Dinero, contó cuánto tiempo falta para que salga al mercado y sus motivaciones detrás de esta investigación.

D- ¿Cómo funciona esto?

Cuando se toma la autopsia de una vaca, con una pieza de músculo se pueden observar células musculares cercanas, células madre que están ahí para reparar el músculo. Se pueden dividir y se pueden multiplicar a tremendos números. A partir de una célula madre, podemos hacer 10.000 kilos de carne, teóricamente. Se pueden dividir y pueden multiplicarse.

Tomamos las muestras, las extraemos y obtenemos muchas de esas células que después serán miles de kilos, que dejamos que se hagan más o menos por sí mismas, con pequeñas fibras musculares que pueden ensamblarse para formar una hamburguesa.

D- ¿Qué se necesita para hacer este tipo de carne, un gran laboratorio y una gran inversión?

Dependiendo de la escala, si se quiere hacer a un nivel regional, por supuesto se necesita un laboratorio. Pero también se puede crear una gran fábrica con tanques, uno al lado del otro, pero la pequeña escala que yo diría es suficiente para producir algo así como 10 o 15 kilos de carne al tiempo.

D- ¿Cuál es el aporte al medio ambiente?

Ese es un tema importante para nosotros, probablemente la razón más importante por la que estamos haciendo esto. Se ha calculado que producimos una reducción en la cantidad de tierra que se necesita para el ganado en un 95%, el agua dulce en un 90% y en cantidad de energía en un 60%.

Además, no tienes animales, vacas emitiendo gases de efecto invernadero. Esto sería una tremenda ventaja para el medio ambiente. El 20% de todas las emisiones de gases de efecto invernadero en el planeta en realidad provienen del ganado.

D- ¿Esto representa menos ganado?

Absolutamente, ese es el punto central de esto, ya que estamos seguros que con la cantidad de animales que hay son muy ineficientes porque requieren mucho espacio para crecer. Creo se puede ser un poco más eficiente, por lo que queremos reducir la cantidad de animales tanto porque son ineficientes y mueven muchos gases de efecto invernadero.

Le sugerimos: ¿Qué está pasando con las abejas en Colombia?

¿Cuál es el sabor de esta carne?

Bueno, la buena noticia es que el sabor es esencialmente el mismo. Los productos iniciales aún no eran sí. Ahora el sabor se volverá aún más similar a la carne y la textura, según la gente que la ha probado hasta ahora, en realidad es bastante buena.  

¿Usted la ha comido?

Sí, por supuesto que la he comido. Todavía tenemos que mejorar algunas cosas que creo que estamos logrando, se convertirá en una posible sustitución del ganado y ya la tenemos.

¿Qué falta para que se masifique esta tecnología?

Hay un par de obstáculos que deben superarse, obstáculos técnicos. Pero hay uno mayor y es que las personas necesitan adoptar esto masivamente, comerla y tenerle gusto, debido a los beneficios para tanto para la seguridad alimentaria, como para el medio ambiente.

Creo que la aceptación será la primera parte para lograr un consumo a gran escala por parte de todos. Es importante que el precio sea razonable y por supuesto, un llamado a que se venda.

¿Está lista para salir al mercado o todavía le falta bastante desarrollo en laboratorios?

Todavía está en nuestros laboratorios y en una empresa a escala de ‘startup’. Y creo que, debido a la aprobación regulatoria, se debe hacer todo esto desde la transparencia, así que podría estar en unos dos años lista para la venta. En tres años podría convertirse en algo que se pueda comprar en un restaurante y en un par de años, en un supermercado.

A los supermercados tardará más en llegar, porque primero hay que ajustarle más el precio.

Usted estará en Colombia, ¿qué le dirá al país?

Mencionaré cómo funciona esto, por qué lo estamos haciendo y también daré información sobre lo que nos dicen las investigaciones de cómo la población lo aceptará. Haré mención de cómo esto se puede insertar en todo el mundo y como se puede desarrollar en un país como Colombia.

Le sugerimos: Quedan apenas dos años para actuar contra el cambio climático, advierte Guterres

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.