| 5/12/2015 4:30:00 AM

Estados Unidos presiona la piratería

¿Qué persona no desea que su trabajo le sea reconocido sin dar reconocimiento a los demás por el mismo? Esta es la importancia de los derechos de autor, ya que reconocen una idea, un trabajo o un producto como propiedad intelectual de una persona o empresa.

Si alguna vez ha caminado por las calles del centro de Bogotá le debe parecer normal encontrar camisetas de la Selección Colombia, películas que están en cartelera de cine y muchos otros productos que son promocionados como “de las mejores marcas y a los mejores precios”. Todas estas son las estrategias con las que venden mercancías “chiviadas” de contrabando y en términos generales, ilegales.

Y es que el problema de la ilegalidad abarca todos los sectores de la economía, pues se encuentran desde películas, ropa y relojes hasta softwares, celulares y aplicaciones móviles. Como si adquirir un producto ilegal no fuera lo suficientemente malo, existe una problemática económica detrás y son las pérdidas millonarias del sector industrial, ya que no van a recibir dinero por la compra de su producto.

¿Qué haría usted si supiera que otra persona está ganando dinero por algo que usted inventó? Pues Estado Unidos tiene una táctica en contra de los países que afectan directamente su mercado vendiendo ilegalmente sus productos y es publicar la llamada “lista negra” de piratería. Estar en esta lista no sólo posiciona al país negativamente sino genera una caída de la inversión proveniente de Estados Unidos.

En abril salió la lista del 2014, los países latinoamericanos que aparecieron como “objetivo prioritario” son Argentina, Chile, Ecuador y Venezuela. Las diferentes razones por las cuales se encuentran ahí son: derogación de las provisiones criminales con los derechos de propiedad intelectual, deficiencias al defender la protección y aplicación de los derechos de autor y no tomar cartas en el asunto por los problemas de las patentes, entre otras cosas.

Por otro lado, existe otra clasificación en la lista y son los países que están en “vigilancia”, Colombia forma parte de este registro, junto con Bolivia, Brasil, Costa Rica, Guatemala, México, Perú y Paraguay. Estos países aunque no cuentan con políticas fuertes de defensa de derechos de autor, no son tan débiles como las de los países mencionados anteriormente.

Sin embargo, varios países han mostrado su inconformidad con respecto a estos resultados pues afirman que los cálculos hechos por Estados Unidos sólo tienen en cuenta lo que les afecta a ellos y no ve los verdaderos avances que han tenido los países. Chile es el país que más ha mostrado rechazo, la dirección general de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería afirmó "este documento elaborado de manera unilateral por Estados Unidos, carece de criterios claros en virtud del cual cataloga a los distintos países".

Sea cual sea la situación, la piratería es algo que atenta contra la innovación. Vale la pena resaltar que el premio INNOVAR 2015, que por primera vez buscaba fomentar el respeto por la propiedad intelectual en Colombia, fue entregado a un grupo de la Universidad EAN que propuso un Convenio Anti-piratería. Sin embargo, el primer paso debe ser concientizar a las personas de no adquirir estos productos, pues la realidad es que los mayores consumidores de éstos son las personas de clase media y baja.
TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 542

PORTADA

Las mejores universidades de Colombia 2018

Estas son las mejores universidades del país, medidas por sus resultados en las pruebas Saber Pro y clasificadas por los pregrados que ofrecen. Andes y Nacional mantienen puja por el primer lugar.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 542

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.