| 4/13/2011 8:20:00 AM

¿Se acabaron los campamentos de la guerrilla colombiana en Venezuela?

De nuevo la eventual existencia de campamentos guerrilleros colombianos en Venezuela encendió la polémica sobre las relaciones entre Bogotá y Caracas, luego del restablecimiento de vínculos diplomáticos en agosto de 2010.

Y, de nuevo, el tema puso a jugar a los presidentes Juan Manuel Santos y Hugo Chávez, y al ex presidente colombiano Álvaro Uribe. 

Todo se debe a dos declaraciones hechas este martes por Santos, en Madrid, y por la respuesta que le dio su antecesor.

"El presidente Chávez me ha ratificado en varias ocasiones –y la última vez fue el sábado pasado- que él no permitiría presencia de terroristas en su territorio. Es más, el día de ayer nos entregó dos guerrilleros que habían asesinado a tres infantes de Marina en la frontera y se habían escapado al lado venezolano", dijo Santos en una entrevista para Televisión Española.

Y agregó: "Esa manifestación del presidente Chávez, que no permitirá presencia de guerrilleros en su territorio, de campamentos de guerrilleros para atacar a Colombia, yo le creo y confío en que continúe cumpliendo su palabra".

Posteriormente, en un almuerzo con empresarios, Santos explicó su afirmación así: "La respuesta que yo di esta mañana en Televisión Española frente a la pregunta de que si los campamentos que el presidente Uribe denunció, seguían donde él dijo que estaban, la respuesta es: ahí no están, porque hemos comprobado que esos campamentos no están".

El mandatario se refería específicamente a la queja que hizo el gobierno de Uribe en 2010, cuando se quejó ante la Organización de Estados Americanos, OEA, por la existencia de 87 campamentos de guerrilleros colombianos en Venezuela.

Uribe duda
Pero muy rápidamente Uribe se metió en la discusión y, a través de tres mensajes enviados por Twitter, puso en duda lo dicho por Santos, sin mencionar al presidente colombiano ni a Venezuela.

Uribe habló de "escondite terrorista" y se preguntó dónde están narcos como el "loco Barrera" o jefes guerrilleros como Iván Márquez, Timochenko, Grannobles, de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, Farc, o Antonio García y Gabino, del Ejército de Liberación Nacional, ELN.

Uribe mencionó a varios de los jefes guerrilleros sobre cuya presencia en Venezuela se ha especulado en el pasado.

A raíz de la polémica, el general Alejandro Navas, comandante del Ejército Colombiano, declaró a los periodistas que "no tenemos evidencias" sobre la existencia de campamentos guerrilleros en Venezuela.

¿Campamentos o guerrilleros?

Consultado por BBC Mundo, Alfredo Rangel, director de la Fundación Seguridad y Democracia, declaró que la pregunta no es si hay o no campamentos en Venezuela, "sino si hay o no guerrilleros colombianos en ese país".

"Y la respuesta es que indudablemente la guerrilla colombiana mantiene presencia en Venezuela, como zona de refugio por parte de algunos frentes, como sitio de ocultamiento y negociación de secuestros que se producen del lado colombiano", señaló Rangel.

Según el analista, es posible que ya no existan los campamentos que había antes, "pero eso no descarta que haya guerrilleros colombianos en ese país".

Otros expertos que hablaron con BBC Mundo, como el ex consejero de seguridad nacional Armando Borrero, creen que no hay suficiente información para decir si los campamentos guerrilleros colombianos en Venezuela son cosa del pasado.

"Mi hipótesis es muy parecida a la de Teodoro Petkof, director del diario caraqueño Tal Cual, quien señaló que de pronto Chávez les dijo a los guerrilleros que se fueran de Venezuela porque le crean problemas", afirmó Borrero.

Según Borrero, quien fue consejero del ex presidente Ernesto Samper, "es posible que ahora los guerrilleros estén en sitios como hoteles o casas o escondidos en otros lugares de Venezuela".

En el congreso las opiniones parecen estar divididas. Con cierto escepticismo, la vicepresidenta del Senado, Alexandra Moreno, declaró que si los 87 campamentos denunciados por Uribe ya no existen en Venezuela, "eso es todo un éxito".

Por su parte, el presidente del Senado, Armando Benedetti, sostuvo que es posible que todavía haya campamentos en Venezuela, pero exoneró de responsabilidad a las autoridades de ese país, porque tienen otros asuntos que atender.

En todo caso, las autoridades venezolanas han afirmado en más de una ocasión que la presencia de rebeldes en su territorio en ningún caso ha sido por una política de complacencia sino por la misma dinámica del conflicto armado en Colombia, que convierte al país en aliviadero natural en zonas de difícil control por parte de la fuerza pública.

La nueva discusión lo que deja en claro es que, pese al buen ambiente que reina entre Santos y Chávez, el tema de la seguridad sigue siendo muy sensible para Colombia y Venezuela, que comparten 2.200 kilómetros de frontera.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?