| 6/9/2014 5:37:00 PM

Colombia se inunda de pollo de contrabando

En el periodo comprendido entre enero y junio de este año se estima que más de 1.400 toneladas mensuales ingresaron al mercado nacional.

El contrabando de pollo en el país continúa creciendo durante el 2014, en comparación a los datos del 2013, de acuerdo con la última cifra reportada por la Federación Nacional de Avicultores de Colombia –Fenavi-.  Durante el año 2013, el contrabando significó una disminución en el consumo legal del 45% en la ciudad más afectada por el delito de contrabando, Cúcuta - Norte de Santander, según datos generados por los productores de la zona.

En cuanto a los problemas que genera el contrabando, el presidente de Fenavi, Andrés Valencia Pinzón, asegura que “La carne de pollo, las gallinas y el pollo en pie de contrabando que son transportados desde Venezuela por los diferentes pasos fronterizos, afectan la industria nacional y al país porque ponen en riesgo su estatus sanitario por la entrada de enfermedades y por supuesto, la salud pública”.

Los vehículos usados para transportar la carne de pollo son motocicletas, camionetas de estacas, en los baúles de automóviles y a pie por trochas, sin ningún tipo de cadena de frío. Generalmente se descarga el producto en el piso, sin importar la higiene del lugar, y en la mayoría de los casos expuesto al medio ambiente.

El flagelo del contrabando se ha incrementado en los últimos años debido a la diferencia cambiaria y porque se ha convertido en un negocio creciente que cuenta con la complicidad de personas, entidades y bandas organizadas. No sólo afecta el mercado, sino también la generación de empleo organizado y favorece la delincuencia común.  “Hemos perdido participación en el mercado legal y en empleo formal. Se han presentado despidos masivos de algunas empresas para bajar gastos, ejemplo de ello, el cierre de una planta de beneficio de aves legal en Cúcuta que estaba en muy buenas condiciones”, afirma Andrés Valencia Pinzón, presidente de Fenavi.

En el transcurso del 2014 la Policía Nacional incautó 10 902 aves en pie por valor de $46.246.284 y 841 kilos de carne de pollo por valor de $3.943.809 (Fuente Polfa). Esto evidencia que si no se hace el decomiso del pollo vivo en plazas y sitios donde se comercializa el contrabando, es complicado determinar su procedencia. Las autoridades como las Secretarías de salud deben estar alerta a vigilar las condiciones como se está vendiendo el pollo de contrabando.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?