| 3/23/2015 7:00:00 AM

“El proyecto de infraestructura más grande del mundo”

Así es que el empresario realizador de esta iniciativa califica el proyecto de infraestructura que dotará a Nicaragua de un canal.

Pero ahora Wang Jing se está embarcando en lo que es posiblemente el proyecto de construcción más grande del mundo. El multimillonario chino que pretende construir un canal interoceánico a través de Nicaragua concedió una entrevista a la BBC rechazando las críticas al proyecto.

El empresario dijo que el hecho de tener empresas chinas al frente del proyecto garantiza su éxito. La empresa de Wang, HKND, empezó los trabajos preliminares de la obra en Nicaragua en diciembre, pero la construcción del proyecto propiamente dicho solo debe iniciarse luego de la publicación de un estudio de impacto ambiental el próximo mes.

"Siento gran presión pues, no importa qué tan bien nos preparemos, es inevitable que aparezcan nuevos problemas", asegura Wang.

"No podemos anticiparnos a todo. Pero podemos intentar resolver cada problema cuando aparezca".
Problemas

Hay problemas a una escala épica.

El canal nicaragüense será tres veces más largo que el de Panamá. También será mucho más ancho y profundo, para que puedan transitar por él los gigantescos buques de contenedores de última generación.

La empresa de Wang Jing estima que el canal costará US$50.000 millones y que su construcción tomará cinco años.

El empresario enfrenta a múltiples oponentes y escépticos, que van desde residentes locales a ingenieros y ambientalistas preocupados por el impacto sobre el lago más grande de Centroamérica.
Pero cuando le pregunto a Wang por algunas de esas objeciones, el empresario las rechaza todas.

"Comercialmente viable"

Wang espera resultados rápidos de todo este trabajo duro.

Entre 2010 y 2014 su empresa de telecomunicaciones pasó de arrojar pérdidas a convertirse en una estrella de los mercados bursátiles.

Y acerca del proyecto del canal, dijo que no le prestaba mucha atención a los escépticos que cuestionaban el calendario de cinco años del proyecto "mientras están sentados en una habitación mirando un mapa".

Wang basa su confianza en la experiencia de las empresas que ha reclutado.

"Las empresas chinas llevan décadas acumulando enorme experiencia y conocimiento en grandes proyectos de infraestructura", indica.

"Por lo que tener compañías chinas al frente de este proyecto le aumenta enormemente sus perspectivas de éxito. Esa es nuestra fortaleza", asegura.

También hizo caso omiso de los que expresan dudas comerciales sobre los ingresos proyectados del canal y observan que la industria naviera está sufriendo a manos de la ferrroviaria y que los centros industriales del mundo pueden estarse alejando de Asia.

"El 90% del comercio mundial es por vía marítima. La carga naviera es más barata y más conveniente que el transporte por riel".

Sin misterio

Sin embargo, la financiación del proyecto sigue cubierta en un velo de misterio Y la construcción no empezará en firme hasta la publicación del estudio de impacto ambiental, que se espera para el mes entrante.

Wang promete que toda la información se conocerá a su debido tiempo. "Estamos en conversaciones con las comunidades locales, incluso con los oponentes del plan. Queremos producir un informe completo pero eso toma tiempo".

"No estamos reteniendo información. Esto es ser responsables. Queremos ser vistos como heroes que hacen historia, no como villanos, por lo que necesitamos tiempo".

BBC MUNDO
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?