| 8/1/2014 7:00:00 AM

Café que toman los colombianos no es el que sobra

Dinero habló con el gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz para conocer detalles de la calidad del café que consumen los colombianos versus el que se exporta.

Ante el mito callejero que señala que la calidad del café que los colombianos consumen es inferior a la del café que se exporta, el Gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz, explicó a Dinero por qué esta frase de pasillo resulta ser una completa mentira.

¿Es cierto que el café que se toma en Colombia, proviene de las sobras de todo el proceso de producción y selección y exportación?

Colombia tiene cafés de muy alta calidad por los cuales hay que pagar, sin embargo, la gente se queja de porque a veces tiene que tomar cafés inferiores y la verdad es que no lo tienen que hacer. El hecho es que como en todos los negocios, lo mejor cuesta. Por otro lado, si cerramos la frontera a nuestros cafés, estaríamos condenando el sector a un estancamiento definitivo. 

¿Cómo hacer entender a una persona del común el argumento anteriormente expuesto y demostrárselo?

El hecho de que el país cuente con un nuevo parque cafetero ha aumentado la posibilidad de tener un producto de la mejor calidad el cual ha sido reconocido por el mercado interno y por los compradores internacionales, ambos bastantes exigentes en cuanto a las bondades del producto, si nuestro café no fuera de la mejor calidad, ninguno de los demandantes lo compraría. 

Pero a nivel de oferta-demanda, ¿cual es el balance?
Los compradores de cafés especiales en nuestro país importaron un millón de sacos en 2012, en 2013 esa cifra se redujo en un 40% a 600.000 sacos y en lo corrido de 2014 a junio tan solo se han importado 180.000 sacos, lo que evidencia la mayor utilización del producto nacional en sus procesos.

¿Pero es cierto que Colombia exporta buena cantidad de su producción? 

Si, se exporta una gran cantidad de café colombiano porque en el extranjero lo pagan mejor, esto no quiere decir que en Colombia se tome basura como algunos lo señalan, pues existen tiendas como Juan Valdez donde los consumidores pueden acercarse a adquirir cafés de los más altos estándares y tanto es así que 180 tiendas de la marca en todo el país, suplen la demanda de los consumidores en diferentes regiones para que tengan acceso a todos los formatos, orígenes y calidades.

¿Desde la Federación se ha hecho algo para cambiar esa percepción de algunos consumidores?

Hemos hecho una campaña valiosa encabezada por la industria nacional y actores internacionales que operan en nuestro país para incentivar el consumo del producto en Colombia, además en la misma intención buscamos incentivar el conocimiento del consumidor sobre la calidad de los cafés que ofrece su país y que está al alcance de sus expectativas.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?