| 10/1/2008 12:00:00 AM

Cuatro marcas campeonas

Un estudio de Interbrand revela que Bancolombia, Banco de Bogotá, Comcel y Davivienda están entre las 50 marcas más valiosas de América Latina.

Bancolombia fue clasificada como la marca 19 entre las 50 más valiosas de América Latina en un estudio realizado por Interbrand.

La consultora Interbrand realizó este primer estudio que calcula el valor financiero de los nombres de las mayores empresas abiertas de la región y valoró la marca de Bancolombia en US$476 millones.

En la lista de las marcas más valiosas aparecieron el Banco de Bogotá en el puesto 29, Comcel en el 33 y Davivienda en el puesto 46.

El estudio tomó empresas latinoamericanas con presencia en Bolsa, sobre las cuales hay información financiera pública. Escogió las que consideran que reciben una parte sustancial de sus ingresos por efecto de su marca y que les hayan servido para posicionarse en el mercado en el largo plazo.

El método de valoración de Interbrand, que lo usa también para empresas de todo el mundo, trae a valor presente los flujos futuros esperados que se le pueden atribuir a la marca de una empresa.

”Para definir este ranking la consultora estudió los informes financieros de más de 600 empresas de Latinoamérica, en los cuales midió su fortaleza financiera, el peso de la marca, la motivación de los consumidores hacia ella y las probabilidades de ingreso que genera la marca por sí misma”, explicó Bancolombia.

Vale la pena mencionar que en Colombia, tres de las cuatro marcas más valiosas son de entidades financieras. Los procesos de cambio de marca de Banco de Bogotá y bancolombia, la compra de otras entidades en el caso de Davivienda, y la mayor bancarización del país, ayudaron a valorizar las marcas frente, al caso de Comcel, que tiene la mayor tajada del mercado de teléfonos móviles.

 

 

 


 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?