| 12/21/2009 8:20:00 AM

Uribe esquiva pronunciamiento sobre su posible reelección

Cuando faltan cinco meses para las elecciones generales en Colombia, el presidente Alvaro Uribe esquivó de nuevo pronunciarse si se lanzará o no a un tercer mandato y sólo indicó que respetará la decisión que tome una alta corte sobre un referéndum que permitiría esa reelección.

Bogotá — "Las instituciones decidirán y yo respetaré", respondió Uribe en una entrevista publicada el lunes en el diario El Tiempo que le consultó sobre la reelección.

"Procuro que palabras mías no den lugar a interpretaciones dañinas", agregó el mandatario cuando se le preguntó si se lanzará a un tercer mandato en caso que la corte de el visto bueno a la consulta.

La Corte Constitucional, o la máxima instancia sobre asuntos de la Carta Magna, analiza un proyecto de ley que busca realizar un referéndum en el que los colombianos digan si quieren o no modificar la Constitución para permitir una segunda reelección inmediata por cuatro años.

El presidente, que cuenta con niveles de popularidad por encima del 60%, ha visto cómo simpatizantes, desde líderes empresariales, miembros de la jerarquía de la iglesia y ex colaboradores de gobierno, se han pronunciado en contra de ese posible tercer gobierno alegando que viola principios democráticos como la alternabilidad en el poder.

Las próximas elecciones presidenciales están programadas para el 30 de mayo.

Uribe, indicando que se recupera lentamente de un accidente "simple" y "doloroso" al recibir en noviembre un golpe en la pierna izquierda de un potrillo al que vacunaba en su finca, también se refirió a la voluntad de su gobierno de "recomponer" plenamente las relaciones con Ecuador, rotas en marzo de 2008 tras un ataque militar colombiano a un campamento guerrillero en el vecino país, en una zona cercana a la frontera.


(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?