| 10/30/2006 12:00:00 AM

Presidente de Brasil inicia armando su gabinete

Lula había obtenido 58.258.948 votos, el 60,82%, casi al finalizar el recuento. Su rival el socialdemócrata Geraldo Alckmin tenía 37.530.276 votos, el 39,18%.

Brasilia.- El presidente Luiz Inacio Lula da Silva, reelegido con un impresionante caudal de votos, comenzó el lunes a armar las piezas del nuevo gabinete.

Con un equipo de gobierno que incluye más de 30 colaboradores con rango ministerial, Lula ya avisó que por el momento "no quiero decir quién se queda, quién se va".

"Tomaré la decisión", cerró Lula el tema del gabinete al ser consultado el domingo tarde en su primera conferencia de prensa tras ganar la reelección.

El tema del gabinete no es simplemente un asunto sobre cuántos y quiénes son los colaboradores del mandatario, sino la representación que tengan en ese equipo los partidos que apoyaron la reelección del Presidente y que en el futuro le garanticen apoyo en el congreso, aseguró la analista política Miriam Leitao.

El Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB) --que ya participa en el gobierno con dos ministros-- "va a cobrar muy caro su apoyo... tendrá una parcela grande de los ministerios" en el segundo gobierno, dijo Leitao en su comentario diario en la cadena radial CBN.

En su primer gobierno, iniciado en enero del 2003, el Partido de los Trabajadores (PT), de Lula, ocupó 20 de 34 carteras con rango ministerial. El resto fue para grupos como el Partido Comunista de Brasil (PCdoB) y el Partido Socialista Brasileiro (PSB).

Esa cantidad de 'petistas' en el gobierno se vería reducida para abrir mayor espacio para el PMDB, el partido más grande de Brasil y con la mayor bancada con 89 diputados.

Pero además, el presidente también anunció que seguiría "con lupa" e "intervendrá" más en las relaciones del ejecutivo con el congreso, lo cual anticipó que Lula, contrario a su primer año en el gobierno, no dejará todo el peso de las articulaciones con el legislativo sobre los hombros en su ministro jefe de gabinete.

La selección de los funcionarios debe estar lista para el 1 de enero, cuando Lula asumirá el cargo por otros cuatro años.

Esos funcionarios deben incluir también algunos independientes para carteras como Agricultura y Comercio Exterior, como es actualmente.

Un reto adicional en la composición del gabinete, aparte de encontrar espacios para todos los simpatizantes, es evitar embarazosas situaciones como en el primer gobierno, cuando la mayoría de los escándalos de corrupción partieron de cercanos colaboradores del mandatario y de su PT.

 
AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?