| 12/8/2007 12:00:00 AM

Ortega espera acuerdos sin afectar a Esso

El acuerdo petrolero con Venezuela establece un suministro anual de hasta 10 millones de barriles al año, pero este año sólo llegaron dos millones de barriles por la falta de capacidad de almacenamiento.

Managua_  El presidente nicaragüense Daniel Ortega dijo que espera llegar a acuerdos con la Esso Standar Oil la próxima semana para nacionalizar la importación de petróleo, "sin afectar los intereses" de la transnacional estadounidense.

"La nacionalización de la importación petrolera no significa que vamos a confiscar o a expropiar a la refinería Esso, como tampoco afectará los intereses de la compañía en sus operaciones de comercialización ni de refinamiento", dijo e mandatario dijo en declaraciones difundidas el sábado por el canal 4 de la televisión sandinista.

Agregó que en una nueva jornada de reuniones con la Esso que iniciarán el lunes, "esperamos finalizar con un acuerdo para el refinamiento y almacenamiento del petróleo que viene de Venezuela".

Ortega señaló que las conversaciones con la Esso buscan una forma de abastecimiento de petróleo, para que se pueda recibir los 10 millones de barriles anuales que ofrece Venezuela, "y así paliar la crisis energética que sufre este país".

No dio mayores detalles.

El acuerdo petrolero con Venezuela establece un suministro anual de hasta 10 millones de barriles al año, pero este año sólo llegaron dos millones de barriles por la falta de capacidad de almacenamiento. Nicaragua paga el 50% del petróleo a un plazo 90 días y el resto a 25 años, dos de gracia y a bajos intereses.

Entre los años 79 y 90, cuando Ortega estuvo por primera vez en el poder, el Estado se convirtió en el único importador de petróleo y la misma refinería Esso procesaba y distribuía los combustibles.

"Nunca se afectó un bien de esa empresa", recordó el mandatario.

 

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?