| 6/28/2007 12:00:00 AM

Mercosur avanza en medio de controversias

La cumbre del Mercosur tendrá lugar el viernes con la asistencia de los cuatro mandatarios de los países fundadores, además de los presidentes de Chile, Perú, Bolivia y Ecuador. Venezuela tiene aún en trámite su incorporación al bloque regional.

Asunción.- En vísperas de una nueva cumbre de mandatarios, el Mercado Común del Sur (Mercosur), creado en 1991 por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay como un bloque regional de libre comercio, continúa su lento avance en medio de controversias y no menos disgustos hacia sus objetivos de consolidación.

Brasil, el motor económico del área, con una población que orilla los 182 millones de habitantes, con un crecimiento del producto interno bruto (PIB) de 3,7% en 2006, es el socio más influyente a la hora de tomar decisiones sobre algunas concesiones para sus socios más pequeños.

Argentina, con casi 40 millones de habitantes, constituye el segundo mercado más importante del bloque. El año pasado su economía creció 8,5%.

Frente a estos gigantes regionales, Paraguay con una población de 6 millones de personas y un crecimiento económico de sólo 3,5% en el último año, y Uruguay con apenas 3,2 millones de habitantes pero con un crecimiento de 5% en 2006, sufren las consecuencias de las desigualdades llamadas asimetrías.

A raíz de la inequidad perjudicial para los miembros menores, el Mercosur puso en marcha un plan de asistencia crediticia denominado Fondos Estructurales (Focem) con un capital inicial de 75 millones de dólares, aportados mayoritariamente por Argentina y Brasil.

El dinero debe ser invertido en Uruguay y Paraguay para mejorar las estructuras físicas y no burocráticas.

Sin embargo, la insatisfacción de ambas naciones continua porque sus productos todavía encuentran obstáculos arancelarios en Brasil y Argentina que, aparentemente, entorpece el cumplimiento del articulo 1 del Tratado del Mercosur que garantiza el libre tránsito de mercaderías, personas y servicios.

Incluso las trabas, en algunos casos, no son arancelarias sino bucrocráticas en los puestos fronterizos cuya solución abúlica termina por pudrir los productos hortícolas, frutícolas o cárnicas que van de paso hacia otros países.

"De todos modos, Mercosur es un proceso irreversible de entendimiento. Juntos podemos avanzar, individualmente hoy estamos condenados al fracaso", dijo el canciller paraguayo Rubén Ramírez.

A este plano de controversias, se sumó el escándalo producido en Caracas por la no renovación de la licencia de trabajo al canal televisivo RCTV de parte del gobierno del presidente Hugo Chávez.

Aunque oficialmente no existe una posición clara del Mercosur, en los pasillos de la cumbre se comentan que la ausencia de Chávez a la reunión del viernes con sus colegas es "una estrategia" para enfriar el disgusto generado por el caso RCTV.

No obstante, el ingreso de Venezuela a Mercosur como socio pleno, por encima de los apoyos legislativos de Argentina y Uruguay, todavía está pendiente del respaldo parlamentario de Paraguay y Brasil.

 

 

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?