| 8/19/2008 12:00:00 AM

Inversiones superiores a US$2.800 millones en dos nuevas zonas francas

Bogotá.- Sin duda, de las 36 zonas francas aprobadas hasta ahora bajo el nuevo régimen, la Refinería de Cartagena (Reficar), se constituye en uno de los proyectos más importantes, toda vez que implica inversiones superiores a 2.700 millones de dólares, y una generación de empleo que, en la etapa de construcción, involucra la contratación de 3.500 personas.

Será una Zona Franca Uniempresarial que permitirá la ampliación de la refinería actual, con la que se garantiza aumentar la capacidad de producción en un 100%, a 165.000 barriles diarios, optimizar la conversión a productos valiosos utilizando tecnología de punta que logra convertir el 94% en alto valor agregado, producir ACPM de 10ppm (partes por millón) y gasolinas de 30ppm que deben cumplir con la calidad que exige la regulación ambiental, vigente en Colombia.

Este proyecto, que operará como Zona Franca Uniempresarial, consta de dos partes: una etapa de construcción de la refinería, y otra de operaciones de la refinería ampliadas.

En la fase de construcción de la refinería, se estima que las contrataciones llegarán a un tope de 3.500 personas, aproximadamente, durante el segundo semestre del año 2010. Luego, a partir del inicio de operaciones de la planta, en el año 2012, se prevé que las vinculaciones directas estarán alrededor de 100 nuevos empleos, adicionales al aumento de otros servicios que contratará la refinería.

La refinería de Cartagena está ubicada en la Zona Industrial de Mamonal, Cartagena, y actualmente cuenta con 296 hectáreas de terrenos, de las cuales 136 hectáreas ya están construidas, y el nuevo proyecto cubrirá las 160 hectáreas restantes. 

Por otra parte, con una inversión total de 127 millones de dólares y la generación de 256 empleos, 169 en la etapa de construcción y lo restante durante la operación propiamente dicha, nace la zona franca permanente especial de servicios de la Sociedad Portuaria Regional de Santa Marta, luego de que el Comité de Zonas Francas validara su viabilidad.

Según el ministro Plata, el proyecto, cuyo desarrollo total concluirá en 2020, permitirá modernizar el Terminal Marítimo de Santa Marta con el fin de aumentar la capacidad operativa y de almacenamiento del puerto, labor que se llevará a cabo en tres etapas, la primera de las cuales irá de 2008 a 2011, con una inversión de más de 53 millones de dólares.

Con el proyecto se pretende dar un giro al sistema portuario en la región, contando con nuevos sistemas y equipos de última generación que permitan optimizar la producción del manejo operacional del puerto de Santa Marta, en donde se preste un servicio con estándares tecnológicos y operativos del más alto nivel internacional, que permitan un mayor desarrollo económico y social para el país.

La nueva zona franca estará localizada en las instalaciones del Terminal Marítimo de Santa Marta, en un área de 279.807,9 metros cuadrados. Dentro de los servicios que proyecta prestar se encuentran los de: muellaje, uso de instalaciones, almacenaje, estiba- desestiba, cargue y descargue, manejo terrestre o porteo de la carga, reconocimiento y clasificación, y llenado y vaciado de contenedores.

La operación de esta zona franca reducirá el tiempo de tránsito de las mercancías, de atención a buques y camiones y por lo tanto minimizará los costos para la cadena productiva. Con el desarrollo del proyecto se continuará con la vocación turística de la ciudad, generando la oportunidad de establecer negocios alrededor de este sector y realizar la separación de los turistas y la carga dentro del muelle.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?