| 11/2/2010 9:00:00 AM

Fed comienza reunión de dos días para estudiar nuevo estímulo

La Reserva Federal iniciará hoy una reunión de dos días en la que se analizará la marcha de la economía de E.U. y se discutirá la conveniencia de lanzar otro gigantesco estímulo monetario que permita reactivar el crecimiento del país.

Washington.- El Comité de Mercado Abierto de la Reserva, que dirige la política monetaria, anunciará su decisión final el miércoles y tanto los analistas como los mercados esperan el lanzamiento de un programa de compra de entre US$100.000 y US$500.000 millones en bonos del Tesoro a lo largo de los próximos seis a nueve meses.

La Reserva Federal ya recurrió a ese estímulo monetario a comienzos de 2008 cuando adquirió unos US$2 billones en bonos del Tesoro.

El objetivo de tal acción es aumentar los precios de la deuda de de entre dos y diez años, y reducir en paralelo la rentabilidad, que se mueve de forma inversa al precio.

La rentabilidad de la deuda se toma como referencia para los préstamos a largo plazo, de manera que si se reduce, ello suele animar a las familias a gastar y a las empresas a invertir.

La idea es que este aumento de inversiones y gastos estimule la recuperación económica iniciada a mediados de 2009, después de la recesión más profunda y prolongada en Estados Unidos desde la década de 1930.

Algunos expertos advierten que el programa podría crear otra burbuja de especulación financiera, y otros señalan el añadido de ingredientes para que, si se acelera el crecimiento de la actividad económica, la inflación se dispare y se sitúe fuera de control.

De todos modos la Reserva, que anunciará su decisión un día después de las elecciones legislativas, tendrá que lidiar con la realidad política de un Congreso en el cual los conservadores quizá logren avances sustanciales.

Buena parte del ímpetu de los candidatos conservadores viene del enojo de los votantes por los elevados déficit fiscales, y el Congreso que emerja de los comicios de este martes buscará cortarle las alas a la Reserva en su política monetaria expansionista.

La caída de la rentabilidad de la deuda estadounidense tendrá beneficios para sus socios europeos, dado que aumentará el atractivo de la deuda europea, que ofrece mayores rendimientos.

De hecho, un efecto previo a la decisión de la Reserva ha sido el fortalecimiento de los bonos de Grecia, España, Portugal e Italia, en el primer mes de ganancias mensuales simultáneas desde julio.

La fortaleza del mercado de bonos podría aplacar un poco las críticas europeas por la depreciación del dólar, que perjudica a las exportaciones de esa región. Desde junio la cotización del euro ha subido un 14 por ciento frente al dólar estadounidense.

 

EFE

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?