| 10/28/2008 12:00:00 AM

EEUU: Baja la confianza del consumidor a su peor nivel

WASHINGTON _ La confianza del consumidor estadounidense en su propia economía se zambulló en octubre a su nivel más bajo en 41 años, mientras las acciones se desplomaban y las compañías empezaban a despedir trabajadores, dijo el martes un grupo privado de investigación.

La organización no lucrativa The Conference Board dijo que su índice de la confianza del consumidor cayó en octubre a 38 puntos, muy por debajo de los 52 puntos pronosticados por los analistas y frente a los 61,4 puntos en octubre.

Los consumidores sondeados por el grupo investigador creen que las condiciones laborales y empresariales empeorarán considerablemente en los próximos meses.

Wall Street, acostumbrada a las malas noticias económicas, se tomó con calma la noticia por la mañana del martes, cuando el promedio industrial Dow Jones subía más de 200 puntos (2,5%). El promedio de 500 acciones del Standard & Poor's avanzaba 2,2%, mientras el índice compuesto Nasdaq subía 2,26%.

"Los consumidores se muestran extremadamente pesimistas, dijo Lynn Franco, directora del Centro de Investigaciones de Consumo de The Conference Board. "Esta noticia no es un buen augurio para los detallistas, que se preparan ya para una temporada festiva muy difícil".

La baja de 23,4 puntos en el índice de la confianza consumidora de septiembre a octubre es la mayor desde que cayó 36,9 puntos de octubre de 1973 a diciembre del mismo año, cuando la economía sufría una recesión severa. En aquella época, el índice era elaborado cada dos meses. El índice bajó 24,3 puntos de diciembre de 1969 a febrero de 1970, dijo Franco.

La confianza del consumidor es seguida atentamente porque el gasto del consumidor estadounidense contribuye al 70% de la economía nacional.

AP

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?