| 11/5/2009 3:00:00 PM

Colombia abandona audiencia de la CIDH

Aduciendo una "irregularidad procesal", la delegación colombiana se retiró el jueves de una audiencia convocada por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos para debatir denuncias de que la agencia de seguridad colombiana espió a grupos de derechos humanos.

Washington  — El embajador de Colombia ante la OEA Luis Alfonso Hoyos dijo que el Estado colombiano no recibió la información necesaria para defenderse de las acusaciones.

La audiencia tenía por objeto escuchar denuncias por parte de miembros del denominado Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo según las cuales el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS), agencia de seguridad del estado colombiano, ha emprendido una campaña de espionaje para "neutralizar y restringir" las actividades de los grupos que defienden los derechos humanos en Colombia, utilizando métodos como la interceptación ilegal de llamadas telefónicas dentro y fuera del país.

Según el embajador Hoyos, con el retiro de los representantes de Colombia de la audiencia "le queremos demostrar a la Comisión que tiene que cumplir sus propios reglamentos", refiriéndose a que al parecer la Comisión no había hecho entrega a los representantes del gobierno de la información pertinente a la naturaleza de la audiencia.

No obstante, representantes de la CIDH negaron que hayan cometido tal falla. "La Comisión considera que procesalmente actuó de manera adecuada e informó a Colombia de todo lo que había que informar", dijo a los medios de comunicación Santiago Cantón, secretario ejecutivo de la CIDH.

Entre las acusaciones más serias presentadas durante la audiencia estuvo la de Reinaldo Villalba sobre presuntas interceptaciones ilegales que el DAS habría llevado a cabo en otros países a llamadas telefónicas hechas por miembros del Colectivo de Abogados. No obstante, el director del DAS, Felipe Muñoz dijo desconocer el hecho, y señaló a la AP que "no hay ninguna posibilidad técnica que uno pueda interceptar un teléfono en otro país porque hay regulaciones desde el punto de vista de comunicaciones".

Por su parte, Paulo Sergio Pinheiro, miembro de la CIDH dijo que "es un escándalo que en un gobierno constitucional en América, ese tipo de acciones estén ocurriendo en plena democracia" y propuso que la Comisión informe de estas acciones a instituciones internacionales como el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas y la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa.


(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?