Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 12/5/2019 12:34:00 PM

¿Los colombianos somos productivos? La piedra en el zapato en la discusión sobre el salario mínimo

Por discrepancias en la metodología que se utilizó para sacar la cifra de productividad, se acalora la discusión del salario mínimo.

Según las estimaciones del Dane la productividad laboral en este año fue de 0,21% y la de los factores fue de -0,39%. Para la centrales obreras estas cifras no son verdaderas, pues en su concepto, no representa el valor real del trabajo.

Esta cifra adquiere una relevancia especial en este contexto, porque los empresarios basan su propuesta de salario mínimo sumando inflación y productividad, por lo que en este caso dicha propuesta por parte de los empresarios podría estar incluso por debajo del 4%.

La Ministra Alicia Arango indicó que efectivamente existe un desacuerdo entre las centrales obreras y el Dane por la metodología que utilizaron para obtener este dato.

Las centrales expresaron que  esta nueva metodología que implementó el Dane responde a las imposiciones de la Ocde y que no valora el trabajo adecuadamente. “Vamos a demostrar que el cambio de la metodología tiene involucrado un criterio de desvalorización del trabajo (...) El Gobierno está preparando toda una metodología para no darle la importancia el trabajo y para proponer aumentos salariales irrisorios”, denunciaron.

Los representantes de los trabajadores mencionaron que la metodología anterior que respondía a las especificaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) calculaba de mejor manera la productividad.

Frente a esta diferencia en la cifra de productividad Jorge Enrique Bedoya, presidente de Consejo Gremial y representante de los empresarios en conversación, en diálogo con Dinero indicó que para fijar su propuesta tendrán en cuenta la metodología oficial, que es la del Dane independientemente de las diferencias conceptuales que puedan tener las centrales obreras.

“Nosotros vamos con el ánimo de construir buscando puntos de consenso para agilizar las conversaciones, para generar valor, para que no sean sentadas eternas y que finalicen en nada”, explicó Bedoya.

Por su parte, el Gobierno abrió una subcomisión conformada por un equipo técnico que se encargará de aclarar las dudas metodológicas que tienen las centrales obreras.

Para Anif, bajo esta perspectiva el incremento salarial no debería superar el 4,5% para 2020, por lo que según los cálculos de esta entidad el salario mínimo pasaría de $828.116 actual a $865.381 en 2020.

Con este ambiente en la mesa tripartita, se aleja la posibilidad de fijar un aumento del salario mínimo de manera concertada, pues mientras las centrales obreras piden un aumento superior al 10% se espera que la propuesta de los empresarios no sea superior al 5%. Por lo que seguramente la decisión quedará en la cancha del Gobierno, que tendrà que jugársela por una cifra intermedia.

Lo ideal y teniendo en cuenta las movilizaciones sociales que se desarrollan en las calles es que las partes se pongan de acuerdo para no tener que expedirlo por decreto como casi siempre ocurre.

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.