Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 5/5/2020 6:30:00 PM

Inflación baja por "efecto coronavirus"

A pesar del fuerte aumento del precio de algunos alimentos, la inflación de abril fue baja ante la reducción del precio de la gasolina, los subsidios de servicios públicos y la reducción del IVA a la telefónica celular, según el Dane .

Ante la caída del consumo por efecto de las medidas de aislamiento para frenar el coronavirus, la inflación se redujo drásticamente. Según el Dane, la inflación de abril alcanzó tan solo el 0,16, la tercera parte de la media histórica para este mes.

Con esto, la inflación anual se redujo desde el 3,86% en marzo hasta el 3,51% en abril, nivel muy inferior a la expectativa del promedio del mercado (3,68%).

La inflación de abril estuvo especialmente jalonada por el rubro de alimentos y bebidas no alcohólicas que aumentaron 2,04%, seguida del gasto en salud que aumento 0,51%

Dos terceras partes de la inflación de alimentos se explican por el aumento de precios en productos como arroz, huevos, plátanos, lentejas, carne de res y pescado, cuya demanda aumentó por Semana Santa. El arroz, por ejemplo, ha tenido una inflación anual equivalente del 40%, mientras que el precio de los huevos ha aumentado casi el 10%

El fuerte repunte del precio de los alimentos cuya inflación anual alcanzó 8,23%, se vio compensado por algunas medidas del Gobierno Nacional tomadas en el marco de la pandemia como el control de precios de ciertos bienes y servicios (incluido lo decretado recientemente para arriendos), algunas medidas de alivio (reducción de precios de los combustibles) y la disminución de impuestos indirectos y aranceles también contribuirían al descenso de la inflación en el corto plazo.

A pesar de los subsidios en servicios públicos el rubro de arrendamientos y servicios públicos –especialmente la electricidad- contribuyó positivamente a la inflación, ante el efecto de la tasa de cambio en algunos segmentos de generación y comercialización.

No obstante, el traspaso de la depreciación observada del peso a los precios de los bienes y servicios transables sería bajo, en parte por la debilidad en la demanda.

Algunos sectores tuvieron variaciones negativas como información y comunicaciones, transporte y prendas de vestir y calzado y, por tanto, contribuyeron a compensar el aumento del precio de los alimentos. Según Juan Daniel Oviedo, director del Dane, esto se debe a tema como la reducción del IVA a algunos planes de telefonía celular en el caso de comunicaciones, así como la reducción de los precios internacionales del petróleo y la caída en las tarifas de los precios de transporte aéreo.

De hecho, la inflación sin alimentos se tornó negativa, al igual que la de bienes durables y semidurables. También hubo una reducción drástica del índice de energéticos ante la reducción del precio de combustibles y los subsidios en muchas ciudades

Esto significa, que el aumento de los precios de algunos alimentos ha sido compensado por medidas de política pública que han sido tomadas en el marco de la pandemia. Las políticas para enfrentar la pandemia están teniendo un efecto bajista no solo sobre el crecimiento sino que han impactado la inflación básica

Dado el repunte del precio de los alimentos, la inflación es más alta para las clases pobres y vulnerables que para las clases media y alta.

Riohacha es la ciudad del país con la mayor inflación en abril ante la fuerte inflación de alimentos en esa ciudad. En contraste, tres ciudades tuvieron una inflación negativa como son: Pereira, Neiva y Manizales, ante los subsidios entregados en temas de servicios públicos. Bogotá estuvo en la media nacional.

Según el Banco de la República, se estima que una demanda agregada débil y los excesos de capacidad productiva podrían conducir la inflación básica (sin alimentos ni regulados) para finales del año a niveles bajos y más cercanos al 2% que al 3%, en un escenario en el cual no habría presiones adicionales fuertes de depreciación de la moneda.

Esto significa, que la inflación baja es más un producto de los bajos niveles de crecimiento que de un control de precios de los productos básicos.

EDICIÓN 590

PORTADA

La pandemia volvió a Carrasquilla el hombre más importante del Gobierno

La covid-19 convirtió al ministro de Hacienda en el hombre más importante del Gobierno. Su legado, bueno o malo, pasará a la historia. ¿Cuál es el balance?

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.