Opinión

  • | 2018/02/13 00:01

    Caída de las acciones, ¿una oportunidad de compra o de cautela?

    Es más sensato construir una posición de caja defensiva durante 3 meses, que arrojarse al ruedo e invertir sin saber las consecuencias reales de la subida en la volatilidad en los precios.

COMPARTIR

El Dow Jones se fue a pique durante la semana que pasó: perdió 2500 puntos y sus cifras asustaron a la bolsa recordando los aciagos días de 2008. Como en todo periodo de alta volatilidad hay quienes aconsejan invertir, mientras otros apuestan por una caída mayor. Sin embargo, la clave está en la relación ganancia-riesgo.

Por eso, para que tenga sentido invertir usted debe esperar ganancias superiores al 30% a lo largo del año. De esta forma, podrá asumir un riesgo de una caída de las acciones superior a un 20%. En Macrowise no vemos cómo justificar una ganancia mayor al 30%. Por lo tanto, nos parece que la mejor decisión es mantener una posición de caja defensiva.

La mayoría de analistas en el mercado piensan de manera lineal, es decir, su decisión obedece a la suma de factores: estado de la economía, liquidez continua y valoraciones no tan caras. Teniendo en cuenta estos datos es que toman la decisión de comprar. En general, este método funciona, pero ocurre una excepción cuando el mercado está dominado por la volatilidad.

Lea también: Una conversación para entender lo que vendrá para las acciones de EE.UU

Así como en el agua ocurre un cambio de estado al alcanzar el punto de ebullición, el mercado financiero se transforma cuando el Índice VIX alcanza 50. Esta medición registra cuánto pánico existe en el mercado y al aumentar detona un efecto cascada que obliga a los fondos de inversiones a vender sus acciones.

En este sentido, los Fondos XIV, que están cortos en volatilidad y que son inversamente proporcionales al VIX, representan una fuerza de venta de US$ 60.000 millones. A su vez, los Fondos de Paridad de Riesgo, los cuales usan la volatilidad para construir sus estrategias, suman US$600.000 millones. Por último, las estrategias pasivas tipo ETF gestionan su riesgo basados en la volatilidad. Es decir, que si esta sube, los fondos tendrán que salir a vender al mercado sus acciones, creando un círculo vicioso que desemboca en un ‘crash’ de precios.

El desempeño de los Fondos Cortos de Volatilidad (XIV) muestra una caída 80% en 2018

Fuente: Bloomberg

Sin embargo, estos episodios de alta volatilidad no vienen solos y pueden crear una reacción en cadena que detone en otros riesgo. Para explicar este argumento, veamos los diferentes caídas de los precios de acciones en EE. UU. Desde el inicio del estímulo monetario del año 2009, el S&P 500 ha tenido 3 momentos importantes de correción y todos fueron una oportunidad de compra, como lo muestra la siguiente gráfica:

Caídas importantes de S&P 500 comparado con el índice VIX

Fuente: Tradingview.

Cada caída del S&P 500 ha estado relacionada con diferentes crisis en geografías distintas a la de EE.UU. Por ejemplo, la crisis europea de 2010 y 2011, la caída de los precios del petróleo, en 2014, y el descenso de las acciones en China ocurrido en 2015.

La siguiente tabla muestra tanto el tamaño de la caídas como el tiempo de recuperación tras la corrección. De estas, la de más rápida recuperación fue la de 2010, la cual tardó 6 meses en retomar el nivel de precio inicial.

Caída  al 10%- 20%

Caída S&P

Crisis

Duración caída S&P 500

Tiempo de recuperación

Respuesta de los Bancos Centrales y Gobiernos

Junio 30 2010

-12.71%

Europea

2 meses

 6 meses

Operación Salvamento de Grecia

Sept 30  2011

-16.21%

Crisis Griega

5 meses

10 meses

Segunda operación de Salvamento y ‘haircut’ de la deuda

Agosto 2015

-10.48%

Petróleo, Acciones China

2 meses

10 meses

Estímulo Fiscal de China y Recortes de la Opep

 

Febrero 2018

 

Italia? US? China? Petróleo?

 

 

 

Fuente: Macrowise.

Así mismo, existe la posibilidad de que se presente un evento que reúna las características de las crisis de 1929, 1987 ó 2000. Estos acontecimientos hicieron que la volatilidad subiera de manera acelerada, detonando un proceso de desapalancamiento en el mercado que profundizó las caídas de los precios. Teniendo en cuenta estos precedentes, tendríamos una caída de más del 30%. Lo mínimo que ha durado una caída de este tipo es 3 meses (1987) y lo máximo fue 267 meses (Gran Depresión de 1929).

Independiente de cual sea el escenario, si de corrección o de crisis, tener caja al menos por 3 meses es la mejor decisión hasta que se materialicen las consecuencias de la subida en la volatilidad del mercado.

No se pierda: Los titanes tecnológicos de China desafían a la industria de EE.UU

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 541

PORTADA

La nueva maestría colombiana: cuarenta menores de cuarenta

Estos colombianos están liderando sus campos de acción con talento, ideas innovadoras, pensamiento disruptivo y un propósito trascendente. Desde diferentes regiones, aquí están los líderes que se destacan por sus propuestas y ganas de construir un país diferente. Aquí 4 de sus historias.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 541

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.