Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 12/2/2019 12:01:00 AM

¿Relaciones difíciles entre el CEO y los accionistas?

Uno de los aspectos más importantes del gobierno corporativo es la adecuada relación entre los accionistas y su CEO o gerente general, que debe establecerse de acuerdo a unos parámetros y normas con el fin de encontrar el equilibrio entre todos los actores, infortunadamente esta es una de las relaciones con mayores dificultades. Un análisis de Gonzalo Gómez Betancourt, director Legacy School

Si bien cada vez son más las organizaciones que han venido trabajando en la implementación de un gobierno corporativo, hay algo que todavía cojea, especialmente si se trata de empresas de carácter familiar, y son las relaciones entre su CEO o director general y el dueño de la empresa o su grupo de accionistas. 

Este un tema del que poco se habla, porque culturalmente tenemos arraigada la creencia que el hecho de ser propietario o accionista de una compañía, otorga el derecho de dar órdenes de manera directa al CEO, además de disponer en cualquier momento de activos de la compañía, sin pasar por los conductos regulares que, según el caso particular, pueden ser la junta directiva o la asamblea de accionistas. 

Voy a exponerlo con un ejemplo simple. Es usual que un accionista llame al CEO a   solicitarle que le suministre dos camiones porque tiene que hacer un trasteo, o que necesita hacer uso de las instalaciones, o que solicite un préstamo personal. El CEO, por lo general, aprueba este tipo de peticiones porque muy seguramente quiere evitarse un disgusto con el dueño, cuando en realidad este, por más dueño que sea de unas acciones, no puede disponer de ningún recurso de la sociedad, si no es autorizado por la asamblea de accionistas. 

Como premisa el CEO debe tener poco contacto directo con los accionistas, lo ideal es establecer la comunicación a través de la junta directiva, para que posteriormente sea el presidente de la Junta quien le exprese sus preocupaciones o solicitudes. La relación directa entre los dos, solo debe darse en la Asamblea General de Accionistas, cuando se presenta el informe de gestión, se explica el pasado, el presente y el futuro de la organización; en este ámbito, los accionistas pueden expresar al CEO, sus preocupaciones, peticiones y solicitudes, y es el espacio ideal para que sean discutidas.  

En nuestro entorno empresarial no es fácil que estas relaciones se den con base en lo establecido en las prácticas recomendadas para el buen gobierno. Por lo que la recomendación para usted si es dueño o accionista, es proponer que se haga un protocolo de socios, porque en estricto rigor un accionista no puede involucrarse en la gestión de la empresa como suele suceder.

Si el accionista necesita algo de la empresa, debe emplear los órganos de gobierno adecuados para ello. Es usual que el CEO sea “utilizado” por un socio para involucrarlo en problemas o diferencias con otro socio, lo cual es muy peligroso para la estabilidad de la organización. El evento donde legítimamente este puede hacerlo es para ejercer su derecho de inspección, donde el CEO debe facilitarle información completa.

Con el fin de lograr relaciones más sanas entre los diferentes actores de la organización es importante hacerse estas preguntas:

¿Qué deben esperar los accionistas de un CEO? Que haga bien su tarea, implemente la estrategia de la organización, cumpla los objetivos con los que se creó y logre reflejar los valores y principios de sus propietarios. 

¿El CEO qué debe esperar de los accionistas? Que le expliquen claramente los valores y principios que desean forjar, haya una reinversión adecuada en la empresa y conciencia en los socios en el manejo de gastos para no desangrar la organización.  

Las organizaciones y su CEO deben buscar la fórmula para evitar la firma y el aval de los accionistas en el quehacer del día a día de la empresa. Que no haya codirección, sino respeto por su cargo, que no se involucren con los bancos, con los proveedores, con los clientes, sino que se sigan los conductos regulares y se respeten todos los órganos de gobierno.

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.