Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

| 10/31/2019 12:01:00 AM

El chisme también ayuda en la productividad

El cotorreo en el ascensor y en la oficina es clave para generar confianza y conexión. Algunas claves para hacerlo bien.

Muchos temen ese momento en el que el ascensor se cierra y dos colegas desconocidos quedan atrapados durante unos minutos mientras el aparato los lleva a su piso. Muchos no saben si hablar o mirar el número de los pisos. Otros llevan audífonos para evitar cualquier contacto. Pero según estudios, la charla en estos espacios por lo general superficial y corta, es excelente para progresar en una compañía porque genera conexión y confianza. Según expertos, hacer esto con el jefe, por ejemplo, ayuda a mejorar la relación, a establecer más cercanía y a ofrecer una idea más humana de sí mismo. En el futuro eso podría significar una ventaja, pues permitirá que ese jefe le dé algunas responsabilidades adicionales o, incluso, pase de largo un error menor.

Sin embargo, no todos saben plantear una cháchara agradable en estas circunstancias. La ansiedad no deja pensar a algunos mientras que otros encuentran en este ejercicio una pérdida de tiempo. No lo es, y por eso los coach de vida tienen listados de sugerencias para que la charla del ascensor, del café, o del baño genere simpatía y entendimiento. 

1 ¿Cómo estás? Muchos no logran salir del "buenos días, cómo está" con su consabida respuesta: "bien, gracias y usted". Los expertos aconsejan salir de ese círculo agregando más información. Por ejemplo decir: "bien, acabo de terminar un trabajo que me tomó varios días". Esa información puede llevar a una conversación amena con su interlocutor.

2 Pregunte. No siempre hay que tener preparada una charla para entretener a la otra persona. También es posible hacer preguntas y escuchar la respuesta del otro. Si aún queda tiempo, haga más preguntas hasta que el tema se agote. De esta manera usted solo tendrá que escuchar muy atento mientras la otra persona habla.

3 Es una oportunidad. Algunos expertos señalan que esa conversación ligera puede ayudar a cambiar la manera como otros lo perciben. Piense en que la conversación no durará mucho tiempo y en menos de lo que canta un gallo estará de vuelta en su puesto. De modo que hay que verlo por el lado amable.

4 Hable de lo que le importa. Según Jamie Terran, coach internacional, una excelente estrategia es hablar de las cosas que en realidad le preocupan como, por ejemplo, el tráfico, la situación laboral del país o la noticia del día en la radio. Dará información importante y lucirá natural.

5 Guarde silencio. En ciertas ocasiones, como cuando ha tenido un día muy ajetreado, o si está bravo porque las cosas no salieron bien, lo mejor es no engancharse en ninguna conversación de este tipo y disimular la situación con el celular o los audífonos. Eso sí, no olvide sonreír y decir adiós.

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.