| 5/10/2013 6:00:00 PM

No hay código, pero sí nuevos decretos

El Gobierno Nacional expidió nuevos decretos reglamentarios de la Ley 685 de 2001 que establecen disposiciones en materia de formalización minera.

Ante la inminencia de la salida del orden jurídico de la reforma al Código de Minas de 2010, por efectos del fallo de la Corte Constitucional en la Sentencia C-366/1, el Gobierno Nacional trabajó en una reglamentación de temas fundamentales que permitirán que la actividad minera en el país pueda seguir avanzando de manera ordenada, con crecimiento sostenible y respeto al medio ambiente.

En ese sentido, el Gobierno Nacional expidió nuevos decretos reglamentarios de la Ley 685 de 2001 que establecen disposiciones en materia de formalización minera, condiciones técnicas mínimas para solicitar títulos mineros y mejor calidad en las propuestas para el desarrollo de los proyectos.

"No quedará desamparado el minero tradicional, pues vamos a darle continuidad a los procesos de formalización de los mineros que ya habían solicitado su título", afirmó este viernes el Ministro de Minas y Energía, Federico Renjifo, en la ciudad de Neiva.

"Tampoco se volverá a la feria de títulos que vivió el país en el pasado. Este Gobierno ha sido muy exigente con los titulares mineros y no bajaremos la guardia. Cero tolerancia a la irresponsabilidad ambiental", recalcó el titular de la cartera de Minas.

Renjifo reiteró que, aunque la reforma al Código de Minas pierde vigencia a partir del 11 de mayo de 2013, la actividad minera y su relación con los recursos naturales no queda desamparada jurídicamente.

En materia de protección ambiental, el titular de la cartera de Minas explicó que los páramos, humedales Ramsar y reservas forestales protectoras en Colombia no pierden vigencia como zonas excluidas de la minería ya que su prohibición quedó establecida en la Ley 1450 de 2010 del Plan Nacional de Desarrollo.

EDICIÓN 545

PORTADA

Barranquilla y Cali se disputan el tercer puesto entre las mejores ciudades

El vertiginoso crecimiento de Barranquilla y la recuperación económica de Cali están llevando a estas dos capitales a una guerra no declarada por el tercer puesto de las ciudades más importantes de Colombia. Reportaje.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 545

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.