| 5/15/2019 5:17:00 PM

La holandesa Philips avanza en su proceso de transformación

La compañía seguirá fabricando bombillos, televisores y otros productos que la hicieron referente en la sociedad. Sin embargo, la salud, será su gran apuesta en el presente siglo.

Hasta hace poco era común ver que la mayoría de bombillos o luminarias públicas en el mundo provenía de una de las fábricas de esta marca holandesa. Si nos devolvemos más, a mediados del siglo XX, Philips era una de las marcas de radio preferidas. Casi todos nuestros padres o abuelos sintonizaron sus programas favoritos desde un radio de esta marca.

Todo eso está cambiando.

Lea también: Tecnología para la salud un negocio en auge

Ahora esta multinacional, que invierte cada año miles de millones de euros en innovación y desarrollo, centra todos sus esfuerzos empresariales en el desarrollo de todo tipo de productos para la salud humana, desde sofisticados tomógrafos, pasando por cepillos eléctricos y máscaras para evitar el apnea del sueño, hasta aplicaciones y plataformas digitales que ayudan a un hospital a volverse más eficiente y rentable.

La meta de Philips es convertirse en el principal proveedor en informática de la salud en Colombia. Una tarea nada fácil teniendo en cuenta que otras marcas como Siemens y GE, sin incluir poderosas asiáticas, intentan mantener su espacio ganado por años.

Asdrúbal Mata es el ejecutivo de la compañía encargado de liderar ese proceso en esta parte del mundo, específicamente en la parte norte de Suramérica y el Caribe.

Según este directivo, desde hace unos 6 años Philips viene incrementando sustancialmente su actividad industrial en el sector salud; aunque mantiene algunas participaciones menores en compañías productoras de bombillos o electrodomésticos, su nuevo foco serán los hospitales y clínicas.

Mata explica que hay dos factores que están influyendo en la sociedad del siglo XXI y es que no solo hay más gente en el mundo sino que la mayoría de las personas vive más tiempo.

Le puede interesar: Peñalosa planea inversiones por más de 1 5 billones en hospitales

Esta tendencia poblacional lleva a que haya más demanda de servicios de salud.

Según el Ministerio de Salud y Protección Social el índice de envejecimiento en Colombia es de 20,5 adultos mayores, por cada 100 jóvenes menores de 15 años. Ese factor sumado al aumento en las expectativas de vida, hace que las enfermedades crónicas no transmisibles vayan en aumento, como las cardiovasculares, diabetes, cáncer. Además, las enfermedades respiratorias crónicas son las principales causas de morbilidad y discapacidad. Todo se ve reflejado en mayores esfuerzos de los sistemas de salud para suplir esas necesidades.

Lo que anuncia Philips se está desarrollando equipos médicos que permiten atender un mayor número de pacientes. En otras palabras, si una resonancia magnética tarda hoy en promedio 30 minutos, con las nuevas tecnologías podría reducirse a 15 minutos. Eso, que puede parecer mínimo, tiene unos impactos muy altos debido a que cada año se hacen millones de estos procedimientos de este tipo. “En la medida que se logran reducir los tiempos el acceso mejora y por esa vía los costos”, contó el ejecutivo.

Así mismo, existe la percepción que a veces parece que la tecnología ha avanzado a grandes pasos en salas de cirugía, pero en consultorios y laboratorios no mucho.

Seguimos viendo historias clínicas en papel y algunos exámenes que se hacen sin mayor innovación tecnológica. Por ejemplo, una máquina de última generación desarrollada para la detección de células cancerígenas puede evaluar hasta 500 pruebas (láminas) de manera simultánea, cuando hoy en Colombia ese procedimiento es casi manual y mucho más demorado.

Al aumentar la escalabilidad de las pruebas se logran proceso de eficiencia que redundan en precios más bajos.

Otro de los avances de la compañía holandesa es que ha logrado recoger toda la información y data que generan estos equipos para volverlos inteligencia artificial y mejorar los procesos al interior de clínicas y hospitales. En los últimos 3 años, Philips ha comprado varias compañías dedicadas al desarrollo de software y aplicaciones, lo que da una idea de cómo le cambió el negocio a esta empresa que nació en 1891 en la ciudad industrial de Eindhoven, Holanda. La compañía facturó en 2018 un total de 18.100 millones de euros.

Lea también: CEO de Philips destaca la innovación como motor para el crecimiento rentable

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.