| 7/26/2002 12:00:00 AM

Cuidado con el populismo

La propuesta de la Alcaldía de Medellín de poner a andar un banco de los pobres, orientado a la financiación de microempresas, es interesante, pero hay que mirarla con cuidado. Se ha demostrado una alta mortalidad en este tipo de empresas en sus inicios. Por eso, se requiere que este esfuerzo --para el que se han destinado $5.800 millones, pero que podrían pasar a $40.000 millones-- vaya a la par con un proceso de educación y acompañamiento, para evitar que la expectativa termine en frustración. Medellín adquirió una inmensa responsabilidad y los colombianos esperan un verdadero compromiso social y no una ilusión populista.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.