| 2/21/2019 12:01:00 AM

El colombiano más conectado, el presidente mundial de Tigo

El caleño Mauricio Ramos, presidente global de Millicom, habló con Dinero y dice que en el país se debe "nivelar la cancha de juego".

Arrancando el año debutó en la Bolsa Nasdaq de Nueva York la compañía Millicom, bajo el símbolo Tigo.

En la postal de estreno quedaron los presidentes de Tigo de la región con las banderas de los países que lideran. Y en el centro de todo, Mauricio Ramos, presidente global de Millicom y el colombiano de más alto rango en una multinacional de telecomunicaciones.

El caleño tiene una apretada agenda que lo llevó a realizar, solo el año pasado, 100 viajes.

“Colombia es nuestra mayor apuesta en Latinoamérica, le dijo Ramos a Dinero. Comentó que el país representa cerca de 30% de los ingresos de la compañía en la región, teniendo en cuenta que Tigo entró a Colombia apenas hace más de 10 años, mientras que en otros mercados lleva 35 años. Pero este es el país más grande en el que operan.

Por eso dice que han invertido US$1.300 millones en su operación local en los últimos 4 años, al reinvertir 100% de su flujo de efectivo disponible. De su aporte resalta la actualización de la infraestructura de red de cobre a una fibra coaxial de alta velocidad (HFC), que cubre a más de 5 millones de hogares, 60% más que los que tenían al final de 2014. El aumento en clientes residenciales llegó luego de la fusión con Une.

TigoUne asegura haber tenido un aumento anual de 103% de clientes con acceso a internet de 4G entre 2014 y 2017.

Le puede interesar: TigoUne incluirá Amazon Prime Video en sus planes pospago

Al preguntarle que debería hacer el país para incentivar las inversiones en el sector, que han venido decreciendo en los últimos años, enfatiza en potenciar tres pilares.

De entrada, recomienda ampliar las licencias de espectro a más de 10 años. “En el campo de las telecomunicaciones las inversiones son de largo plazo; por ejemplo, desplegamos una red que cuesta cientos de millones de dólares y el repago de esa red no es en uno o dos años, sino a 15 o más”.

Considera importante la seguridad jurídica y regulatoria que ofrecen países como Estados Unidos, donde hay licencias infinitas. O Chile, el mercado móvil más desarrollado de la región, en el que las vigencias son a 30 años.

También sugiere unificar las contribuciones, debido a que operadores como TigoUne tienen que cumplir unas directrices para televisión, otras para telefonía móvil y otras para internet. “Esto hace costoso y burocrático operar en Colombia”.

Al tiempo, añade que algunas plataformas globales de contenido digital compiten con los servicios tradicionales en el mercado local, que no tributan ni tienen reglas. “Es importante llevar a todos los actores del mercado a un escenario equilibrado”.

Le recomendamos: Solo el 28 de las conexiones móviles en Colombia son 4G

De la misma manera, le preocupa que TigoUne no tiene bandas bajas (que permiten dar mayor cobertura con menos antenas desplegadas). Este no es un dato menor, pues refleja que en el país persiste la inequidad entre los operadores. “Hay que resolver esto de manera equitativa para TigoUne y para todo operador que no tenga estas bandas (…) para tener un mercado de telecomunicaciones que promueva la libre competencia y su crecimiento”.

En esta multinacional están pendientes de la subasta de espectro de 700 MHz que se llevaría a cabo este año. Para Ramos, ofrecería una oportunidad para “nivelar la cancha de juego”, de tal forma que haya condiciones “diferenciales” para asegurar acceso a operadores que no cuentan con espectro de bandas bajas.

“En el mercado móvil colombiano ya está consolidada la posición de un operador dominante y, por eso, es necesario hacer efectivas medidas que solucionen los problemas de competencia que existen, para evitar esa concentración en los servicios de voz y datos”, aseveró.

En cuanto a conectividad manifiesta que el país "se está quedando atrás" por varias razones; entre las principales, la eliminación de cláusulas de permanencia "que hacen que adquirir dispositivos 4G sea demasiado costoso para buena parte de la población".

Movidas regionales

El presidente de Millicom califica el debut en Nueva York como un “paso lógico” para su expansión y enfoque en América Latina. Luego de ese anuncio, el grupo Liberty Latin America mostró interés por adquirir Millicom, pero días después desistió de la negociación.

Al preguntarle a Ramos si la salida a Nasdaq tiene relación con una futura venta de la compañía, respondió: “Ambos eventos son independientes. Hemos trabajado en el listado en Nasdaq por varios meses como parte de nuestros objetivos estratégicos”.

Ramos en Nasdaq junto a los presidentes de Tigo en cada país. 

Entre tanto Telefónica (Movistar) decidió irse de algunos países de Centroamérica y América Móvil (Claro) compró las filiales en Guatemala y El Salvador. Ante esto, Ramos expresó que “no es sorprendente” el deseo de ese conglomerado de fortalecerse en estos mercados. Y que hay un escenario de “consolidación de los mercados y del sector en esta región”.

A Millicom le quedaban las opciones de adquirir las filiales de Telefónica en Costa Rica, Panamá y Nicaragua y así fue. La compañía adquirió Telefónica en esos países en una transacción de US$1.650 millones, sujeta a aprobaciones regulatorias en cada mercado, que se espera que se cierre durante la segunda mitad deleste año.

Al consultarle a Ramos sobre ello, contó que tienen presencia en los tres países en el negocio de cable. Por lo tanto, era "interesante explorar una eventual inversión en el negocio móvil". El presidente de Millicom considera que esta inversión sustancial en operaciones móviles líderes en el mercado, hará sus negocios combinados "aún más fuertes".

Lo dice porque Millicom controla y opera redes de cable en los tres países, de modo que la transacción representa un excelente complemento de las operaciones existentes, en consistencia con la convergencia fijo-móvil de la empresa.

De la adquisición que Millicom hizo hace poco de Cable Onda, la mayor empresa de telecomunicaciones en Panamá, dijo que les permitirá mejorar su servicio a las empresas colombianas multilatinas que tienen presencia en ese país.

En contexto: Tigo compra la mayor empresa de telecomunicaciones de Panamá

En Colombia tienen planes este año de conectar 10 nuevas ciudades con redes fijas para alcanzar a más individuos en áreas rurales. Y continuarán el plan de inversiones para llevar las redes de 4G a más municipios.

El jefe de Millicom seguirá con su misión de conectar a los países latinos.

EDICIÓN 560

PORTADA

¿Llegó la hora del fracking en Colombia?

El país debe decidir pronto. La ausencia de nuevos descubrimientos pone en problemas las prospectivas de autosuficiencia petrolera. Si le dice no al fracking, hay que buscar el reemplazo de unos US$24.000 millones en exportaciones y por lo menos $10 billones en ingresos fiscales.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.