| 2/6/2019 10:00:00 PM

Prepárese para sobrevivir a un remezón laboral

Las compañías hacen de manera regular reorganizaciones. Aunque generan tensión, los expertos aconsejan que la mejor actitud frente a ellas es la calma.

Las reestructuraciones corporativas son cada vez más comunes. Muchas empresas las hacen ante los cambios en el mercado, para generar mayor eficiencia o fomentar el crecimiento. “También suceden porque hay un cambio de gerencia o una fusión entre dos empresas”, dice Betty Encinales, coach laboral y directora de la firma Becruit.

Le puede interesar: Cómo sobrevivir a las oficinas tóxicas

A pesar de que estos son gajes del oficio, este proceso causa fatiga, ansiedad, nerviosismo y tensión entre los empleados. Los expertos, sin embargo, piensan que de un remezón laboral pueden salir empleados con un trabajo similar, o incluso mejor. Encinales asegura que toma entre tres o cuatro semanas adaptarse a ese sacudón corporativo. Por eso el mejor consejo es no tener miedo porque esta es una emoción que tiende a ser dañina cuando paraliza. Para lograrlo Encinales resume en cinco puntos cómo sobrevivir a este proceso.

1. Acepte el cambio: aunque no es fácil, lo más saludable es entender que habrá movimientos. “Es un momento muy emocional”, dice Encinales pues la gente que se queda se siente culpable de haber sobrevivido. Aún si es parte del grupo que queda, habrá incertidumbre, por eso necesita la mejor actitud y mantener la calidad del trabajo.

2. Construya confianza: si usted fue de los removidos a otra posición piense que aprender nuevas habilidades le traerá más oportunidades. “Es posible encontrar pasión por temas nuevos”, dice la experta. Encuentre a un mentor que haya sobrevivido a varios de estos remezones para que le ayude a navegar en este.

Le sugerimos: Whatsapp en la oficina un arma de doble filo

3. Conviértase en líder: en las reorganizaciones, como en los sismos, la gente tiende a buscar dónde esconderse. Resista esa tentación y haga lo contrario: salga y despliegue sus cualidades porque los directivos siempre están buscando gente que tenga habilidades para dirigir a la tropa en momentos de cambio. Hay que ver las oportunidades. Muchas de estas reorganizaciones vienen con más responsabilidades y poco incremento del salario, pero esto le da la oportunidad de aprender y crecer.

4. Haga preguntas: Algunos ejecutivos no saben comunicar estos procesos de manera adecuada y eso genera más tensión. Si ese es el caso, no tema preguntar sobre el proceso e incluso proponer en qué cargo estaría interesado para que lo tengan en cuenta. Un consejo para los directivos es ser transparente con el proceso y no demorarlo, eso evita rumores y la negatividad asociada a ellos.

5. Siga en red: conservar el contacto con quienes fueron despedidos es clave para brindarles apoyo y porque ellos pueden informarle cómo está el mercado laboral. Algunos que no se adaptan a los cambios han conseguido reubicarse en otra empresa gracias a estas redes. Para quienes salen, el consejo es no pensar que es el fin del mundo sino en una oportunidad.

Le recomendamos: No más oficina que viva la economía gig

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.