| 6/22/2001 12:00:00 AM

Oídos sordos

Felicitaciones por el artículo sobre el potencial de la Biotecnología en Colombia. Quienes llevamos tanto años comprometidos con el tema hemos golpeado varias puertas para llamar la atención sobre la importancia de que el país se embarque en proyectos de visión de largo plazo para desarrollar esta área de las nuevas tecnologías.



Han sido oídos sordos, muy a pesar de los esfuerzos de Colciencias y los centros de desarrollo tecnológico trabajando en el área. Las propuestas de crear incubadoras de base tecnológica especializadas en biotecnología vegetal han sido ignoradas.



Los fondos de capital de riesgo siguen apostándoles a empresas de la internet, cuando podrían diversificar su cartera de proyectos con el área biotecnológica, donde los rendimientos son más altos.



Pero para poder sacar adelante "nuevas empresas biotecnológicas" se requiere:



1. Conformación de consorcios, con participación de empresas internacionales, como en Japón.



2. Una legislación que favorezca el entorno de los consorcios y las alianzas nacionales e internacionales temporales, con garantías tributarias e incentivos claramente definidos para los socios. El programa de biotecnología de la Unión Europea es una muestra de lo que se podría hacer.



3. Crear programas de prospectiva y alerta tecnológica sobre los nuevos desarrollos y medidas colaterales. Aquí se necesita que el país capacite recurso humano especializado en temas internacionales. En un par de años se comenzará a sentir el impacto de la negociación de los llamados "derechos de propiedad intelectual vinculados al comercio internacional" que se negocian en el marco de la OMC.



Pero aún hay mucho por formalizar en un plan de acción de largo plazo.



Leonardo Pineda Serna, consultor internacional

Gestión Estratégica de Tecnología e Innovación

EDICIÓN 562

PORTADA

¿Qué va a hacer Carrasquilla después de la regla fiscal?

Las últimas semanas han sido bastante agitadas desde la perspectiva empresarial y económica. El comité consultivo de la regla fiscal decidió conceder un margen de maniobra al Gobierno en materia de gasto y endeudamiento, al flexibilizar algunos puntos el nivel de déficit fiscal permitido para 2019 y 2020.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com
Su código de suscripción no se encuentra activo.