| 5/30/2006 12:00:00 AM

Empresarios venezolanos preocupados con plazos en Mercosur

La Confederación Venezolana de la Industria insistió en que la entrada a este bloque es una medida intempestiva que generará traumas e impactos negativos en el país.

El presidente de la Confederación Venezolana de la Industria (Conindustria), Eduardo Gómez Sigala, manifestó su insatisfacción por los plazos previstos para el ingreso pleno de Venezuela al Mercado Común del Sur (Mercosur) y alertó sobre los efectos negativos que tendrá para varios sectores del país.

Tras conocer los plazos del proceso de adhesión de Venezuela al Mercosur, precisados en cuatro años para adecuación a la normativa y seis para completar la desgravación total frente a Argentina y Brasil, Gómez Sigala insistió en que la entrada a este bloque es una medida intempestiva que generará traumas e impactos negativos en el país.

"Sin duda tendrá consecuencias, porque Venezuela tiene una posición totalmente asimétrica con las economías de Brasil y Argentina, que en promedio son 10 ó 20 veces superiores. No hay posibilidad de competir abiertamente y hay una mayor desprotección que con la Comunidad Andina de Naciones (CAN)", dijo.

Sigala explicó que la CAN, como bloque, tenía un plazo de 15 a 16 años para homologar su régimen con el Mercosur.

Según el directivo, la consecuencia es que el empleo formal, que es escaso en Venezuela, va a seguir reducido y las importaciones van a continuar, arrastrando buena parte de la capacidad interna.

"Las condiciones que están negociando otros países con EE.UU. son mucho más favorables. Esta improvisación va a tener efectos dañinos sobre el empleo y la inflación, que está represada artificialmente", añadió.

Se prevé que los sectores automotor y agroalimentario podrían resultar seriamente afectados, tras el ingreso pleno de Venezuela al Mercosur, en momentos en que Uruguay y Paraguay, las dos economías más pequeñas del bloque, amenazan con retirarse.

EDICIÓN 546

PORTADA

Especial de abogados: las firmas más grandes de Colombia

Los bufetes de abogados en Colombia facturaron cerca de $1,5 billones en 2017 y, aunque fue un año no tan fácil para la economía, les abrió nuevas oportunidades de negocio. Panorama de la industria legal en el país.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en DINERO Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 546

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.