| 9/8/2008 12:00:00 AM

Zonas Francas un fuerte para las Pymes

Las uniempresariales también benefician al sector, siempre y cuando se asocien varias empresas. Esa es la apuesta para incrementar el valor de las inversiones.

La Zona Franca Permanente (ZFP) es el esquema más apropiado para el crecimiento de las inversiones de las micro, pequeñas y medianas empresas que quieran beneficiarse de las ventajas tributarias que ofrece la nueva normatividad.

El mensaje fue transmitidó por el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata, ante 700 empresarios que participaron en el Congreso Nacional de la Pyme, en su versión número 53, y que tuvo lugar en el Centro de Convenciones Gonzalo Jiménez de Quesada, al término de la semana anterior.

Motivado por el interés de los empresarios afiliados a Acopi en conocer más sobre los incentivos que ofrece la figura, que será el trampolín del Gobierno Nacional para aumentar los flujos de inversión extranjera y nacional en el país, el Ministro, a la vez que invitó a los empresarios a utilizar más el régimen, explicó en detalle la actual reglamentación, y las condiciones que se deben cumplir para gozar de la misma.

Los beneficios del sector, precisó Plata, se sustentan en que en la zona de carácter permanente el usuario operador administra el parque en el que las empresas instaladas en la misma desarrollan sus actividades industriales o comerciales.

Según Plata, el nuevo esquema de Zonas Francas, contenido en la ley 1004/05, y reglamentado mediante los decretos 383/2007 y 4051/2007, crea nuevas condiciones para la Zona Franca Permanente, que permiten que las pymes se puedan establecer allí cumpliendo con algunos requisitos básicos.


Si se habla de pymes con activos bajos, que van entre 0 hasta US$128.000, no hay ningún requerimiento para que pueda, dentro de la zona, adquirir un local o comprar una bodega.

Para el sector queda ratificada una tarifa única del impuesto sobre la renta gravable del 15 por ciento, a diferencia del 38,15 por ciento establecido en el país. También los empresarios de la Pyme pueden importar maquinaria y materia prima sin pagar arancel e IVA.

Si los activos de la Pyme están entre US$128.000 y US$1,3 millones, también puede entrar a la ZFP y no tiene ningún compromiso de inversión, pero debe crear 20 empleos. “Cumplir con este requisito es razonable y cualquier empresa del sector está en capacidad de lograrlo”, dijo el Ministro.

Cuando se habla de empresas más grandes, es decir que sus activos están entre US$1,3 millones y US$7,5 millones, en ese caso sí hay requerimientos.

El Ministro aclaró que si bien la opción de Zona Franca que más le conviene a las pymes es la permanente, también dijo que aquellas empresas de un determinado sector que se asocien podrán conformar una Zona Franca Uniempresarial y gozar todas de los beneficios tributarios.

Las Zonas Francas Uniempresariales (ZFU), de acuerdo a su categoría, tienen requerimientos especiales propios de cada negocio para adecuar a la realidad las condiciones mínimas de empleo e inversión. La agroindustrial debe garantizar una inversión de US$16 millones o la vinculación de 500 empleos.

La ZFU de bienes debe tener mínimo una inversión de US$32 millones y la creación de 150 empleos. Sin embargo, por cada US$5 millones adicionales a la inversión, se podrán disminuir el número de empleos en 15, teniendo en cuenta que 50 es el número mínimo, de empleos a generar.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?