| 7/24/2012 7:00:00 PM

Uribistas pretenden una asamblea constituyente

En medio del deterioro institucional creado por la malograda reforma a la Justicia, que ha dado origen a soluciones alternativas, surge el proyecto de una asamblea constituyente.

El Senador Juan Carlos Vélez Uribe radicó el Proyecto de Ley 27 de 2012 Senado, para decidir si mediante una Asamblea Constituyente se pueden reformar las normas constitucionales relativas a la administración de la Justicia.
 
El deterioro institucional creado por la malograda reforma a la Justicia ha dado origen a que varias organizaciones ciudadanas sugirieran alternativas a la crisis, ellas confluyen en que es inaplazable la reforma a la justicia, como la del referendo revocatorio. Sin embargo, el Senador Vélez considera que esta última no es incluyente, por ende acoge la constituyente que le daría mas legitimidad a los profundos cambios que se requieren.
 
"La reforma a través de la constituyente garantizaría un cuerpo ecuménico, que permita un acuerdo amplio sobre descongestión y acceso a la justicia", pilares fundamentales que considera el Senador, son la base de la Asamblea Constituyente que propone.
 
Así las cosas, ante las dificultades producto del desbarajuste institucional causado por la frustrada Reforma a la Justicia, la bancada uribista acude al constituyente primario para enmendar la incapacidad del Congreso para adelantar la citada reforma. "Los evidentes problemas de gobernabilidad, imagen y credibilidad del Ejecutivo, son dicientes en el desplome de los índices que logra hasta el momento".
 
La Rama Judicial, a través de sus Cortes, ha quedado desconceptuada hasta el punto de llegar al 70 por ciento o más de percepción negativa, y la Rama Legislativa, representada en los congresistas, tiene cifras de desaprobación igualmente dramáticas, todavía peores en cuanto a los partidos políticos (cerca del 80), supuestos canales de la democracia, exclusiva y excluyentemente dirigidos por los mismos congresistas.
 
“Ante esta situación, consideramos que se debe acudir al constituyente primario para que este poder originario organice a través de una Asamblea Nacional Constituyente la Justicia y sea esta, la que proceda a crear, interpretar, derogar y reformar los asuntos relacionados con la justicia y su administración, constituyente conformada por los mas aptos juristas” afirma el Senador Vélez Uribe.
 
La Asamblea Constituyente que se pretende, se diferencia de la de 1991 en que si tendrá conforme a lo previsto en el articulo 241 constitucional, un estudio previo de constitucionalidad, por parte de la Corte Constitucional por tratarse de una constitución ya vigente.
 
“En el presente proyecto hemos acudido a lo previsto en la Ley Estatutaria de los mecanismos de participación ciudadana que prevé esta modalidad especial de consulta definida en el Artículo 58, que realiza el Congreso, para que el pueblo en votación popular decida si convoca o no a una Asamblea Constituyente, para reformar total o parcialmente la Constitución” enfatiza el Senador.
                                                               

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?