| 6/3/2014 5:00:00 AM

Estrecho margen entre Santos y Zuluaga

Anif hizo una evaluación en la que el ganador quedaría por un breve margen. Los sondeos y teniendo en cuenta lo sucedido en primera vuelta, apuntan al Centro Democrático.

Luego de la primera vuelta a las presidenciales, en la que quedaron en carrera, como era predecible dos candidatos, surge un nuevo periodo electoral donde se vienen nuevas apuestas.

El presidente candidato Juan Manuel Santos y Óscar Iván Zuluaga, se medirán en los próximos días para definir quién será el ganador de la contienda electoral.

La primera vuelta en materia de propuestas fue mínima según la percepción de la gente, ya que esta se empañó de escándalos y ataques entre los candidatos.

El proceso de paz es el foco para esta segunda vuelta y las discusiones, críticas y demás, no cesan de parte y parte, a unos pensamientos y un manejo del acuerdo que ha sido cuestionado por el Centro Democrático y otras corrientes políticas.

Sin embargo, el presidente Santos, no escatima en señalar que las críticas pertenecen a quienes no apoyan la paz en Colombia.

Cada colombiano será el encargado de sacar sus propias conclusiones y de ir a las urnas el próximo 15 de junio a elegir su candidato.

El tema de las elecciones se concentra en lo político, pero se tiene en cuenta que la economía va de la mano.

Por ello, la Asociación Nacional de Instituciones Financieras, Anif, que realiza importantes análisis económicos, también evalúa las elecciones en el país.

Según la agremiación, sumando los efectos de las alianzas ingenuas, del voto en blanco y repartiendo la posible masa de votantes nuevos, se registra un empate técnico entre los dos candidatos, dado que la diferencia entre los dos es inferior al 3%. 

En efecto, en el escenario calculado por Anif, el candidato Zuluaga aparentemente ganaría en segunda vuelta con el estrecho margen del 50.6% vs. 49.4% que estaría logrando Santos. 
 
Sin lugar a dudas, se trata de una final de infarto, pues la diferencia final sería solo de unos 170.000 votos, claramente dentro del margen de error estadístico de los sondeos electorales en Colombia.

Lo sucedido y lo que puede pasar

Para Anif, la situación en primera vuelta fue sorpresiva debido a que Zuluaga le sacó una significativa diferencia de casi un 4% al gobernante de turno, lo cual era solo tenuemente insinuado por las últimas encuestas. Las dos mujeres candidatas, Martha Lucía Ramírez del Partido Conservador y Clara López del Polo Democrático lograron un repunte electoral significativo al quedar con un 15% de la votación cada una de ellas.

Se desplomó la candidatura de Peñalosa (Alianza Verde) a solo el 8% de la votación, después de habérsele abierto una ventana de oportunidad que hablaba de su eventual triunfo en segunda vuelta ante un enfrentamiento con Santos.

Se redujo de forma significativa el voto en blanco, al quedar en solo un 6%, después de haber reinado con posibilidades hasta del 30% y se trepó la abstención a niveles récord del 60%, el mayor registro observado desde 1994.

En general, podría concluirse que los cinco sondeos electorales, aplicados en febrero y nuevamente en mayo, lograron capturar las tendencias de un péndulo electoral que se movió rápidamente desde el favoritismo de Santos hacia el de Zuluaga. 

En este último tramo de mayo, se desdibujaron las propuestas programáticas, dando paso a “la gaminería” y hasta el sainete histórico de la campaña de Zuluaga acusada de “espionaje” contra el proceso de paz (al mejor estilo del antiguo DAS que ellos mismos comandaron), mientras que a la de Santos se le endilgaban “dineros calientes”, lo cual dio hasta para que un ex presidente buscara expiar sus culpas mencionando que “él también había sido víctima” de un tal proceso 8.000.

¡¡¡Gabo cuánta falta nos haces para escribir estos otros capítulos inéditos de nuestro “realismo mágico”!!!, puntualiza Anif.

Recordemos que los cálculos probabilísticos de Anif habían marcado una significativa diferencia entre los sondeos de febrero y los de mayo, pues la probabilidad acumulada de un evento como Santos II había descendido significativamente del 65% al 48% durante ese período. 

Entre tanto, el evento Zuluaga se había triplicado hasta alcanzar un 31% de probabilidad. En cualquier caso, los cálculos de la Asociación de mayo mostraban que una segunda vuelta Santos vs. Zuluaga tenía la mayor probabilidad, con un 58% de ocurrencia.

En esta nota se analiza estos resultados de la primera vuelta y se realiza algunas cábalas electorales, ante la ausencia de nuevos sondeos (estadísticamente significativos), los cuales solo saldrán en las próximas semanas. ”Como veremos, nuestro escenario base está arrojando una ventaja marginal de Zuluaga (50.6%) frente a Santos (49.4%), la cual en sentido estricto constituye un empate técnico, señala la agremiación. Dicho escenario base se caracteriza por “alianzas ingenuas”, donde los votos de Ramírez irían en bloque hacia Zuluaga y los de López hacia Santos.

Los votos de Peñalosa se reparten equitativamente entre Zuluaga - Santos, dadas sus raíces históricas entre la izquierda verde-polista y sus antiguos coqueteos con la derecha uribista.

Incertidumbre total sobre la dirección que tomarían los votos en blanco de la primera vuelta; y una caída de la abstención para llevarla del 60% hacia su promedio histórico del 53%, donde la distribución de ese 7% de votantes adicionales estaría dominada por la forma en que se “empalague” de mermelada a los partidos a nivel regional.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?