| 2/2/2010 5:55:00 PM

San Andrés tendrá centro de convenciones

Con la adjudicación de la licitación para la concesión del hotel Isleño, que se cumplió en la Isla, quedó garantizado que San Andrés tendrá, en menos de dos años, un nuevo hotel de 220 habitaciones y un centro de convenciones de 700 sillas, ampliables a 1.200.

Con la adjudicación de la licitación para la concesión del hotel Isleño, que se cumplió en la Isla, quedó garantizado que San Andrés tendrá, en menos de dos años, un nuevo hotel de 220 habitaciones y un centro de convenciones de 700 sillas, ampliables a 1.200.

Así lo informó el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Luis Guillermo Plata, quien explicó que como resultado de esa licitación, la Sociedad Hoteles Decamerón Colombia S.A, que resultó ganadora, deberá construir la obra en un área de 24.000 metros y devolverla a la nación en un término de 20 años.

La inversión, explicó, no será inferior a $35.000 millones, “suma con la cual la Isla quedará dotada de un escenario de primer nivel, acorde con los requerimientos que hoy exige el mundo a los organizadores de congresos y convenciones; así como a los promotores de turismo de negocios”, dijo el Ministro. “Queremos ver renacer el turismo en nuestras islas caribeñas; queremos incrementar no sólo el número de turistas que van en plan de descanso, sino también aquellos que buscan lugares especiales para realizar sus congresos y para hacer negocios. San Andrés es ese paraíso”, afirmó el Ministro.

En la sede de la Caja de Compensación Familiar de San Andrés y Providencia, y en presencia del viceministro de Turismo, del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, Oscar Rueda García, se cumplió la adjudicación de la obra, la cual se levantará en terrenos de propiedad del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, en donde hasta hace un poco menos de un año funcionó plenamente el Hotel El Isleño.

El nuevo hotel Isleño pasará de tener 40 habitaciones a 220, mientras que el Centro de Convenciones que lo acompañará, como se dijo, podría llegar a tener 1.200 sillas, una vez el departamento anexe a la obra un lote que es de su propiedad, lo cual quedó contemplado en los pliegos. En dos meses, la Sociedad Hoteles Decamerón Colombia S.A. deberá entregar la propuesta arquitectónica de la obra para aprobación por parte del Ministerio, entidad que buscará preservar la arquitectura Caribe y de la Isla, para lo cual se hará acompañar de las autoridades locales y de arquitectos especializados.

En concepto del ministro Plata, quien conoció la noticia en Davos-Suiza, en donde se encuentra participando en la cuadragésima versión del Foro Económico Mundial, “esta adjudicación abre nuevas posibilidades turísticas para la isla y es un hito en su desarrollo”. Por su parte, el viceministro Oscar Rueda consideró que “ahora, es importante definir la vinculación del predio de la Gobernación -más de 4 mil metros adicionales-, lo cual permitirán tener el centro de convenciones que necesita la isla, pues 700 sillas son insuficientes. La Gobernación y la Asamblea tienen la palabra", dijo.

Con este, serían cuatro los nuevos centros de convenciones con que contaría Colombia, pues ya se encuentran en plena operación: Plaza Mayor, en Medellín; el Centro de Eventos Valle del Pacífico, en Yumbo-Valle; y El Centro Cultural Metropolitano de Armenia, en donde el Ministerio aportó 10.200 millones, de los 14.900 que costó la obra.

En cumplimiento del propósito gubernamental de convertir a Colombia en un destino de clase mundial, el Ministerio ha venido promoviendo la construcción de estos centros de convenciones, por lo cual, los próximos que se tienen en la mira, para brindarles acompañamiento técnico, son los de Popayán (Centro de Convenciones Monasterio), Villa de Leyva, Bucaramanga, Pereira (Centro de Eventos de Pereira) y Cúcuta.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?