| 4/26/2017 12:01:00 AM

Peñalosa calcula que la intervención de la Van der Hammen costaría $500.000 millones

Esta estimación la dio el alcalde de Bogotá en medio de un debate de control político sobre la reserva, al cual fue citado para discutir sobre las acciones que se deben tomar con relación al que es considerado el segundo pulmón de Bogotá después de los Cerros Orientales.

La reserva forestal Van Der Hammen se encuentra ubicada al norte de la capital del país y es considerada un recurso natural de vital importancia para la oxigenación de Bogotá y la preservación del ecosistema de la cual es parte.

Esta ha sido objeto de debate en los últimos años por las intenciones que tiene Enrique Peñalosa de urbanizarla con el proyecto ‘Ciudad Paz’,  el cual busca responder al crecimiento poblacional que tiene el Distrito.

Peñalosa fue citado este martes, 25 de abril, a un debate de control político en el Salón Boyacá del Congreso de la República; al que acudió con parte de su gabinete de secretarios y documentos en mano para argumentar su posición sobre la expansión de la urbe bogotana en la reserva forestal.

Defensores de la preservación actual de la Van Der Hammen como representantes a la cámara, ambientalistas y ciudadanos, también acudieron al debate con el fin de escuchar los argumentos del alcalde, así como también presentar los suyos.

“Nuestra propuesta es hacer la mejor reserva Van Der Hammen posible, una que es mucho mejor a la que está hoy establecida”, indicó al inicio de su intervención en el recinto el alcalde Peñalosa.

Los argumentos que mencionó para soportar la anterior afirmación son: hacer una reserva más grande y que conecte los cerros con el río, haciendo énfasis en que es una que sí se va a hacer: “en este momento la reserva solo está en el papel y no hay ningún instrumento que permita pensar que vaya a ser realidad”, Afirmó Enrique Peñalosa quien agregó que en sus planes está permitir que la reserva que propone se realice en 2 años y no 200.

Dicha afirmación fue controvertida por el representante a la cámara por el Polo Democrático Germán Navas Talero, quien contradijo al alcalde diciendo: “las reservas no se fabrican”.

Peñalosa añadió a su intervención que su interés con la Van Der Hammen es que sea pública y no privada, por lo que comunicó su intención de comprar cerca de 500 hectáreas para cumplir dicho propósito.

La cifra calculada por este funcionario para la adquisición de 535 hectáreas es $500.000 millones, basándose en el costo por hectárea que tiene el norte de la ciudad que ronda entre los $800 millones y los $1.000 millones.

“Queremos que sea una reserva protectora (…) y no una productora donde hay cultivos de lechuga, o de papa, que es como hoy está planteada la mayoría de la reserva”, señala el alcalde al mencionar los terrenos privados que hay en la Van Der Hammen.

También le pued einteresar: Los pitillos y la Van der Hammen

“Lo que se plantea es que se adquieran 535 hectáreas y se conviertan en terrenos públicos, y 100 hectáreas más que los particulares las conviertan en zona de bosque”, enfatiza Peñalosa.

Con relación a la adquisición de estos predios el alcalde enfatiza que no existe una obligación por parte de cualquier entidad del gobierno para la compra de estos predios, afirmación que fue refutada por el representante a la cámara por el Partido Verde Inti Asprilla, quien citó el componente de compra que tiene el Plan de Manejo Ambiental de la reserva, elaborado por la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR), la cual establece la “compra de predios para la conservación”. No obstante el alcalde insistió en que no existe una ley que obligue a realizar esta acción.

La reserva que propone finalmente Peñalosa es una que afirma está basada en estudios realizados por la Universidad Nacional, entre otras entidades, la cual estaría conformada por un área cercana a las 900 hectáreas, “18 veces el Parque Simón Bolívar”, compara el Alcalde; a esta integrará 6.000 viviendas habitadas por 1,5 millones de familias además de construir avenidas y ciclorutas.

Una enfática oposición al plan de Peñalosa se evidenció en el auditorio, en el cual personalidades como el actor Víctor Mallarino intervino haciendo un llamado por el cuidado a la naturaleza, afirmando que se debe dejar de pensar que “el hombre es el centro de la creación”, añadiendo en su discurso una solicitud de respeto al Alcalde por la comunidad científica y los estudios elaborados por el científico por el cual la reserva recibe su nombre, Thomas Van Der Hammen.

Mismo llamado de atención le hizo la nieta de Van Der Hammen, Sabina Rodríguez Van Der Hammen al decir:

“Quisiera recordar que el profesor Van Der Hammen, doctorado, geólogo, biólogo, es una de las personas más estudiosas de la sabana de Bogotá (…) decir que Thomas Van Der Hammen no tenía reconocimiento científico para estar en el panel de expertos que estudió esta zona es una falta de respeto; le pido Alcalde con toda la tranquilidad del caso que haga una rectificación”, mencionó en su intervención la nieta del profesor.

Le sugerimos leer: Lo bueno y lo malo tras un año de Peñalosa en Bogotá

Con relación a la problemática de expansión demográfica planteada por el Alcalde, la cual busca mitigar con el proyecto ‘Ciudad Paz’, en entrevista a Dinero la representante a la cámara por el Partido Verde, Ángela Robledo, quien también tuvo participación en el debate, afirma que la proyección de expansión demográfica de la ciudad no corresponde a lo que ha dicho Enrique Peñalosa.

“Yo tengo respuesta del derecho de petición de la Secretaría de Planeación Distrital que señala que en los últimos años ha disminuido el número de integrantes de familia”, afirma Robledo al referirse a que las proyecciones que Peñalosa usa en su argumentación no son las que brinda el Dane.

“Yo no soy petrista pero ya hay una zona que dejó establecida la administración de Gustavo Petro para estos fines”, señala como alternativa de expansión urbanística la representante al referirse al Plan de Ordenamiento del norte que dejó el exalcalde antes de dejar su administración.

Al preguntarle a la representante si cree que detrás de todo hay intenciones económicas por parte del Alcalde respondió: “Yo sigo preguntando por la condición del secretario de planeación – Andrés Ortiz-, es un hombre que viene del sector de construcción, y eso no tiene ningún problema, pero tiene dos viviendas en La Conejera – humedal ubicado al norte de la ciudad- y la pregunta es cómo hizo para adquirirlas si ahí no hay licencia de construcción”.

“Me pregunto si una persona como él, si una persona como Astrid Álvarez – presidenta de la EEB-, si una persona como el secretario de ambiente –Francisco Cruz Prada- que perteneció al cuerpo directivo de la CAR, yo me cuestiono si ética y jurídicamente sean ellos quienes estén moviendo esta propuesta”, concluyó Ángela Robledo.

Defensores de la reserva afirmaron que no van a escatimar fuerzas, comunicaron que citarán al Ministerio de Ambiente para debatir el asunto. “Vamos a ir hasta las últimas consecuencias, lo poco que tenemos lo vamos a proteger”, finalizó en su intervención el representante Inti Asprilla luego de cerca de 5 horas de debate.

Lea también: Las mariposas que frenarían el plan de Peñalosa en van der Hammen

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 522

PORTADA

Las 5000 empresas más grandes de Colombia

Pese a las condiciones económicas adversas del año pasado, las grandes compañías colombianas lograron mantener buenos ritmos de crecimiento. Construcción y agro, los propulsores.