| 6/20/2015 5:00:00 AM

Energías renovables, obsesión del Banco Interamericano de Desarrollo

Apoyados en estimaciones del Banco Mundial que afirman la necesidad de aumentar la inversión mundial anual a US$1,25 billones para alcanzar los objetivos de energía sostenible, los dos Bancos decidieron apoyar económicamente a las naciones que decidan convertirse a energías limpias.

De acuerdo con el Banco Mundial, más de 1.200 millones de personas en el mundo no cuentan con electricidad y 2.800 millones dependen de la leña u otro tipo de biomasa para cocinar y generar calefacción. Lo anterior genera contaminación interna y externa en los hogares y causa 4,3 millones de muertes anuales.

Esta situación, que se replica en regiones apartadas de todos los continentes del mundo, ha llamado la atención del BID que a finales de 2014 optó por promover incentivos para todas las naciones que invirtieran en desarrollo de tecnología que permitiera utilizar energías limpias de forma masiva y progresiva.

El Banco concluyó que la inversión mundial anual en energía deberá triplicarse hasta alcanzar los US$1,25 billones. De este monto, se necesitan entre US$40.000 millones y US$100.000 millones anuales para lograr el acceso universal a la energía eléctrica. El acceso universal a los combustibles modernos para cocinar, en cambio, exige solo US$4.300 millones al año.

Por tal motivo, a través de la iniciativa de la Organización de Naciones Unidas - Energía Sostenible para Todos- se facilitó el acceso universal a los servicios modernos de energía para el año 2030. El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) es quien coordina la iniciativa y dio su apoyo para ayudar en la planificación para acceso universal en América Latina y el Caribe.

“El BID dará apoyo a los países miembros que lo soliciten y busquen implementar planes nacionales para garantizar el acceso universal a la energía moderna,” señaló el presidente de la entidad, Luis Alberto Moreno.

La iniciativa tiene visualizados tres retos que deberán cumplirse a cabalidad para lograr los objetivos de las inversiones realizadas en diferentes regiones del mundo.

- El primero consiste en generar acceso universal a la electricidad y los combustibles fósiles limpios.
- Duplicar la cuota global de las energías renovables de 18% a 36%.
- Doblar la tasa de mejora de eficiencia energética.

Los organismos esperan que a través de esas inversiones se logren alcanzar los objetivos y garantizar que la energía sea sostenible a largo plazo y llegue a todas las personas en el mundo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?