| 2/2/2016 12:00:00 AM

¿Ha cambiado el discurso de Peñalosa durante los últimos 18 años?

Brindar a la ciudad mejoras en infraestructura, movilidad, seguridad y educación, son algunas de las ideas en común entre los dos mandatos del actual alcalde. ¿Qué se materializó en un comienzo?, ¿Qué tanto ha cambiado el discurso del alcalde?

Han pasado 18 años luego de que el mandatario de la ciudad, el doctor Enrique Peñalosa, se posicionara por primera vez en la Alcaldía de Bogotá. Los planes, metas y estrategias a tomar han sido aceptados por algunos, pero también de gran controversia para otros miembros de la ciudadanía.

De nuevo el alcalde asumió la responsabilidad de la dirección de la capital del país, ahora con nuevas ideas y estrategias con las que pretende contribuir a un desarrollo positivo de la ciudad. Pero ¿Qué tanto han cambiado las ideas del mandatario desde su primer gobierno hasta el actual?

¿Qué se planteó en el pasado?

Dentro del Plan de Desarrollo Económico, Social y de Obras Públicas para Santa Fe de Bogotá D.C 1998-2001, con su slogan “Por la Bogotá que queremos”, se aclaraba que dentro de las prioridades se encontraban aspectos tales como la desmarginalización, la  interacción social, movilidad, convivencia y seguridad. Cada una de ellas con ciertas metas específicas para la medición de su cumplimiento.

Dentro de los programas en el Plan de Desarrollo  se hallaba un tema que ha sido constante en la administración del alcalde, el mejoramiento de los espacios públicos y la infraestructura vial. Las metas apuntaban a construir 1.100 km de vías locales, 2.300 km de redes de alcantarillado, 50 parques de barrio, 250.000 m2 de espacio público y arborizar 100km de ejes viales, entre otros.

Por otro lado, la movilidad, un tema de polémica durante los últimos mandatos de la ciudad. En el plan de “Por la Bogotá que queremos”,  se anunció “Iniciar la primera línea del metro adquiriendo el 100% de los predios y contratando la concesión para su construcción”. De igual forma, se planteó construir una red de 80km de ciclorutas e integrar 2.500 vehículos al sistema de transporte público.

En cuestiones de seguridad, se planteaba ampliar en mil cupos la capacidad de la cárcel distrital, reestructurar y fortalecer 130 CAIs alrededor de la ciudad, capacitar aproximadamente 4.500 agentes y  realizar programas recreo deportivos para beneficiar a más de 4 millones de personas.

También se habló de los “Megaproyectos”, dentro de los cuales se encontraba la reestructuración del sistema de transporte de buses, el Sistema Distrital de Parques, el Banco de Tierras y la construcción de la primera línea del metro. Desde este momento ya se hablaba del metro, y se exponía que dicha primera línea tendría una longitud de 29,3km y 23 estaciones. El diseño inicial contaría con un 74% de metro elevado, 23% subterráneo y 3% a nivel, con la probabilidad de construirlo en su totalidad elevado por los riesgos que implicaba.

¿Qué se dice en el nuevo mandato?

En el nuevo Programa de Gobierno, coalición equipo por Bogotá con su slogan “Recuperemos Bogotá”, los temas de movilidad, seguridad, educación, parques, empleo, inclusión y vivienda, son algunos de los que han estado presentes.

El alcalde retomó la importancia en los espacios públicos, esta vez dirigido también al sector cultural y estudiantil, aclarando que “Habilitaremos los espacios que ofrece la ciudad, tales como museos, bibliotecas, parques, salas de conciertos, entre otros, para promover actividades creativas, culturales y de innovación”.

De hecho, en una entrevista concedida por el alcalde a Dinero en meses pasados, afirmó que para atraer profesionales capacitados, se necesita “seguridad, parques, actividades culturales, buenos restaurantes, excelente movilidad y transporte público”.

Lea también: “Bogotá tiene que convertirse en una ciudad atractiva para los mejores profesionales”: Enrique Peñalosa 

En el tema de movilidad aclaró de nuevo que “Estamos comprometidos con la construcción de la Primera Línea del Metro de Bogotá. "Buscaremos la solución técnica que permita hacer con la mayor celeridad, menor riesgo de costos y sobrecostos, combinando eventualmente tramos elevados, tal como lo sugiere la Financiera de Desarrollo Nacional”, según su programa de gobierno.

En una entrevista concedida a RCN Radio el pasado 7 de octubre de 2015, el actual alcalde explicó su preferencia por el metro elevado, argumentando que “el metro subterráneo necesita inversión de US$300 millones por km, mientras que el elevado aproximadamente US$140 millones por km”.

“Vamos a hacer el mejor metro para Bogotá, en el menor tiempo posible y el que tenga menos riesgos de sobrecostos”, declaró.

En la misma entrevista ratificó su interés por los temas de infraestructura vial, como la construcción de la avenida ALO, asegurando también que “Bogotá necesita triplicar su área construida”.

De igual forma destacó las mejoras que se tienen que realizar en cuanto al Sistema Integrado de Transporte Público, distinguiendo que se buscará que los articulados y buses sean “más cómodos, menos llenos, mas rápidos y seguros”. Además, el mostrar interés por terminar los kilómetros faltantes de la vía de Transmilenio. 

Como explicó a este medio el experto en movilidad sostenible, Darío Hidalgo, de los 388km planeados para 16 años, al 2015 solo 112km estaban construidos, generado principalmente por aumento de costos en la construcción de las troncales.

Usar la tecnología de punta, con el fin de luchar contra el delito y la delincuencia, es otra de sus motivaciones para mejorar en cuestiones de seguridad.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?