| 6/18/2008 12:00:00 AM

Plata privada

Los proyectos viales del país no tienen suficiente financiación del sector privado, dijo el ministro de Transporte. Se percibe que hay liquidez de sobra.

 

“¿Cuál concesión quieren? Yo se las entrego”. Así, enfático, el ministro de Transporte, Andrés Uriel Gallego emplazó a los fondos de pensiones a entrar como socios en los proyectos de las principales carreteras del país.

“En los foros dicen que sí, en la práctica no”, añadió. Se quejó de que los fondos no han conformado ningún desarrollador de proyectos viales, como en su momento lo hicieron con Pisa - el operador de la carretera de Buga.a La Paila -, entidades del Grupo Aval y el IFI. Apenas ahora el Bancolombia está conformando un desarrollador nuevo, que sería el segundo en el país.

El Ministro Gallego ha recibido presiones de agremiaciones y empresarios en el sentido de que en medio de una gran liquidez mundial, en la que la financiación no es una restricción para la financiación de los proyectos, no se avanza en la construcción de las vías que requiere el país para mejorar su competitividad. Se le ha dicho que los fondos de pensiones están dispuestos a invertir una parte de sus dineros en bonos (no en acciones) de estos programas de carreteras y que habría fondos de inversión y bancos internacionales, dispuestos a hacer lo mismo.

Por lo pronto, el Ministerio se apresta a montar dos licitaciones para lo que denominan las Megaconcesiones, que son la Ruta del Sol que une a Bogotá con la Costa Atlántica y la Autopista de las Américas, que conecta a Colombia con Venezuela y Panamá. “Son estructuras de cuarta generación”, dijo el funcionario, para significar que tendrá condiciones novedosas.

Considera que el sector privado no ha hecho lo suficiente para ayudar a sufragar esos proyectos, que son difíciles de financiar. Señaló que los proyectos viables de su cartera como los puertos y los aeropuertos ya están financiados. En cambio, los viales como la Ruta del Sol, que no es factible sin un aporte de la nación por el 40% del valor del proyecto, no tiene financiación aún.

En otro aspecto, señaló que el Plan 2.500, que pretende pavimentar 3.500 kilómetros de carreteras regionales, debe estar completamente entregado cuando termine este cuatrienio de la Administración Uribe. “En este gobierno llevamos 6.500 kilómetros pavimentados o repavimentados. Eso es como ir de Bogotá a Cartagena tres veces y media”, ilustró.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?