| 7/21/2015 4:00:00 AM

San Andrés tiene la mayor ocupación hotelera del país

Durante el primer trimestre del año la tasa promedio de ocupación hotelera nacional fue de 52,8%. Cifra superada en mayor medida por San Andrés y seguido por Cartagena y Medellín. ¿Cómo se comportó el sector en las diferentes regiones del país?

De acuerdo con los datos publicados por Cotelco, las tasas de ocupación hotelera más altas en el primer trimestre de 2015 fueron en San Andrés, Cartagena y Medellín. Por el contrario

Costa Caribe

En la Costa Caribe durante el primer trimestre del año la ocupación hotelera mensual promedio fue de 55,6%, inferior al 57,7% de hace un año. Sin embargo, es superior al promedio nacional de 52,8%.

De acuerdo con el Banco de la República en San Andrés, Cartagena y Cesar fueron las zonas de la Región con las mayores tasas de ocupación en este periodo. Pero los que crecieron en mayor medida respecto al 2014 fueron San Andrés (6,9%) y Sucre (1,4%). Por el contrario, las contracciones más significativas fueron en Magdalena (7,5%), Cesar (6,5%) y Atlántico (4,5%).

Cartagena y San Andrés continúan siendo las ciudades con mayor capacidad hotelera de la región, sus tasas de ocupación promedio fueron de 58,7% y 80,5%.

Vale la pena mencionar que San Andrés alcanzó una tasa de ocupación hotelera de 71,1% en marzo. Gracias a la llegada de turistas de Canadá e Italia, resultado de las promoción Colombia como destino turístico realizada por Procolombia.

Eje cafetero

Según información publicada por la Asociación Hotelera de Colombia (Cotelco), en el primer trimestre de 2015 la tasa de ocupación promedio en Caldas fue de 46,5%, 0,2% más que en 2014. Por el contrario, Risaralda anotó la menor tasa desde 2012, 39,8%.

Por su parte, de acuerdo con los informes regionales del Banco de la República en Caldas se redujo levente la tarifa hotelera y alcanzó los $127.000. En Risaralda aumentó la tarifa y se ubicó en $174.000, el mayor desde 2013 y superior al de Caldas.

Medellín

En Medellín la ocupación hotelera tuvo un promedio de 56,3%, mayor en 1,3% al del mismo periodo de 2014. Este es la mayor tasa desde 2011 cuando se analizan solamente los primeros meses del año, que se caracterizan por tener un bajo afluente de turistas.

Vale la pena mencionar que teniendo en cuenta los informes regionales del Banco de la República el ingreso de personas a los museos de la ciudad se incrementó 60,2% en el último año (alrededor 128 mil visitantes); en los parques biblioteca se contabilizaron algo más de 590 mil entradas, mientras otras atracciones coparon 1,6 millones de visitantes.

Nororiente

De acuerdo con las estadísticas de la Asociación Hotelera y Turística de Colombia (COTELCO), la tasa ocupación hotelera para el primer trimestre del año para Norte de Santander fue de 45,5%, en Santander alcanzó 44,9% y en Boyacá 40,4%, inferiores a promedio nacional (52,8%). En comparación con el mismo trimestre de 2014 en Boyacá y Norte de Santander se registraron incrementos, siendo mayor en el segundo departamento al pasar de 32,4% a 45,5%.

Las tarifas promedio de esta región son mayores a las observadas en las demás. Resaltándose el caso de Boyacá donde en promedio una noche cuesta $217.068.

Suroccidente


La tasa de ocupación hotelera tuvo una dinámica positiva en Cauca y Nariño, con crecimientos de 9,7% y 8,0%, respectivamente. De acuerdo con el Banco de la República, en Pasto, las festividades de comienzo de año y la celebración de la Semana Santa atrajeron mayor número de turistas, especialmente nacionales (93,7%).

Es importante mencionar que en Cauca la tarifa promedio disminuyó en 26%, al pasar de $104.000 a $77.000 entre 2014 y 2015.


En contraste, en el Valle de Cauca se contrajo el turismo 2,3% frente al primer trimestre del año pasado.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?