| 11/11/2011 7:00:00 AM

“No revisaremos la fórmula del precio de la gasolina”

El ministro de Minas y Energía, Mauricio Cárdenas, defiende la nueva fórmula de la gasolina y explica cómo va a acabar con la piñata de títulos mineros. Entrevista.

Para nadie es un secreto que la locomotora minera y petrolera es la más importante de todos los trenes del presidente Santos. Solo este año va a recibir US$10.000 millones de inversión extranjera directa. Además, es el sector que más está jalonando la economía, con un crecimiento cercano a 10% en el primer semestre del año, según el Dane.

Mauricio Cárdenas es el nuevo ministro del ramo y tendrá que ponerle el pecho a los grandes desafíos: el precio de la gasolina, las licencias mineras, el lavado de activos, la agenda legislativa y las exigencias en temas ambientales.

— ¿Qué está pasando con el precio de la gasolina?
El precio de la gasolina en Colombia es alto y la razón es simple: se grava con impuestos relativamente costosos. De $8.600 que vale un galón de gasolina, más o menos $2.500 corresponden a impuestos. Si el país quiere repensar el tema de impuestos a la gasolina lo puede hacer y el escenario natural es la reforma tributaria del año entrante.

— ¿Usted la va a impulsar?
Quiero que se dé la discusión, pero tengo plena conciencia de que hay argumentos para mantener altos los impuestos a la gasolina. Este tema no solo tiene la dimensión de los usuarios sino de otros grupos de interés que deben participar en la discusión.

— ¿Van a revisar la fórmula del precio?
No, porque es nueva y está funcionando.

— ¿Cómo ve los precios del petróleo?
Trabajamos con precios del orden de US$70 para los planes de inversión. No vemos escenarios de US$50, pero tampoco de más de US$100.

— Ha habido rumores sobre la salida de Javier Gutiérrez de Ecopetrol…
Tenía la esperanza de que el tema se hubiera calmado.

— Incluso han sonado nombres, como Gabriel Silva…
No he oído nada al respecto.

— ¿Cómo califica la gestión de Gutiérrez?
Los resultados hablan por sí solos. La empresa va muy bien y ha tenido excelentes resultados. Llevo cuatro años en la junta y trabajamos con mucha armonía. Son temas que uno espera no generen especulación.

— ¿Por qué se van a negar las solicitudes de licencias mineras en trámite?

Si Ingeominas fuera a adjudicar todos esos títulos, el país quedaría totalmente entregado. Sabemos que muchas de esas solicitudes no corresponden a empresas o inversionistas que quieran hacer exploración. Son solicitudes de especuladores y muchas de ellas vienen de los grupos ilegales.

— Entonces, ¿qué van a hacer?
El Estado se va a reservar, por vía administrativa, unas áreas y no las va a someter a esa piñata, las va a dejar por fuera para adjudicarlas a través de procesos competitivos. Sabemos que hay un alto potencial minero en algunas zonas y que en otras hay temas de seguridad nacional. Reservémoslas, calentémoslas –con información y geología– y hagamos Rondas Mineras. Este mecanismo es excepcional.

— ¿Van a pagar justos por pecadores?
En cierto sentido sí, porque de pronto hay una empresa seria con todos los requisitos que ya está haciendo cola en esas zonas que vamos a reservar. Sé que a algunos no les va a gustar, pero aquí uno no puede dejar contento a todo el mundo

— ¿Cómo enfrentar la llegada de bandas criminales a la minería?

Es necesario tener la posibilidad de destruir en el sitio, sin orden judicial, la maquinaria que opere la minería ilegal de carácter criminal, separándola de la minería artesanal.

— Preocupa el lavado de activos en la minería, como en el oro…
Están apareciendo municipios mineros que no tienen minas, pero recaudan regalías. Sabemos que una parte del oro que se registra en Colombia no se extrae en el país. Traen oro de contrabando y se genera el lavado, lo venden y escogen en qué municipio hacen la operación y el municipio se beneficia porque recibe regalías.

— ¿Cómo va a enfrentar el debate sobre el licenciamiento ambiental?

En el sector minero nos montamos antes de ensillar las bestias. Tenemos que facilitar y acelerar el proceso de exploración, entender cuál es nuestra realidad y luego, al pasar a fases de explotación, ser muy estrictos en temas de licenciamiento y del impacto ambiental. Creo que en muchos casos la exploración se frena, porque la tratamos como si fuera explotación.

— ¿En qué va el Código Minero?
Se va para primer semestre de 2012. Debe incluir mayores facultades al Gobierno para revocar licencias cuando los que tienen los títulos no hagan las inversiones, no paguen los cánones o no muestren suficiencia. Además, debemos pasar a un sistema de cuadrícula en el país.

— ¿Y la Ley de Regalías?
Debe quedar lista antes del 16 de diciembre. El tema clave será la conformación de los órganos de decisión que definirán cómo se asignan las regalías. Si el Congreso no lo hace, el Gobierno puede reglamentarlo por vía decreto.

— ¿En qué va el cargue directo?
Es una decisión que llegó para quedarse. No hay marcha atrás y las empresas mineras deben aceptarlo. Hay un plazo, 31 de diciembre de 2013, y no se va a modificar.

— Ex funcionarios están llegando a las mineras bajo el esquema de la puerta giratoria. ¿No es una situación complicada?
Esa es una problemática de las empresas. Se ha escogido un mecanismo y es tener asesores estrato 7. En el Gobierno vamos a oír los temas independientemente de quién los presente. Yo me entiendo con los representantes legales de las empresas. Si quieren tener asesores, yo no puedo opinar sobre eso. Si me piden un consejo les digo: inviertan menos en asesores estrato 7 y más en las comunidades.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?