| 4/23/2010 6:00:00 AM

Mockus presidente en Segunda Vuelta

Mockus le propone al país resolver las elecciones en primera vuelta. Vendría arremetida uribista. Los resultados de la última encuesta muestran un empate entre Mockus y Santos en primera vuelta y una ventaja para Mockus en la segunda.

Estrenando un tono ganador, voceros de la campaña del partido Verde, le propusieron al país resolver las elecciones en primera vuelta para evitarle los costos de un proceso electoral prolongado.

Este fue el mensaje tras conocer los últimos resultados de la encuesta hecha por el Centro Nacional de Consultoría para CM&, en la que existe un empate estadístico entre el candidato del partido Verde y Juan Manuel Santos del partido de la U en la primera vuelta y una victoria para Mockus en la segunda. 

Para las elecciones de mayo Juan Manuel Santos obtuvo el respaldo de 35% de los encuestados, Antanas Mockus recibió el 34%. Por su parte, Noemí Sanín quedó con el 12% de la preferencia, lo que la dejaría por fuera de la carrera presidencial.

 

En la segunda vuelta, en una confrontación Mockus -Santos el primero quedaría con 50% y el segundo con 44%, lo que convertiría al candidato del Partido Verde en presidente de Colombia.

¿Qué viene hacia adelante?
Para la editora Política de la Revista Semana, Lariza Pizano, lo que sigue es una suerte de contraataque del uribismo. “Viene una andanada de las fuerzas uribistas, con más organización política y quizás más propaganda negra contra Mockus, en la que lo mostrarán como débil contra Chavez”, dijo.

Por su parte, fuerzas cercanas a la campaña del candidato del Partido de la U, Juan Manuel Santos, sostienen que la arremetida no llegará de ninguna manera. Argumentan que su candidato y el presidente Uribe están tratando con guantes de seda a su contrincante Mockus y al partido Verde. “Lo inteligente es no atacarlo, no dar señales de agresión”, dijo uno de los políticos consultados por Dinero.com.

Afirma que cuando los socios políticos de Santos o el Presidente se mueven para favorecerlo en la campaña, aumenta la popularidad de su oponente. “El debate no es de uribismo contra anti uribismo, sino de políticos contra antipolíticos”, añadió. De esa forma, los despliegues de poder no le servirían a la campaña santista.

Voceros de la campaña Verde aseguraron que “por ahora continuaremos trabajando duro para ganar más votos y sabemos que lo que viene de las otras campañas será fuerte. Estará lleno de ataques de todo tipo”.

Se hunden los azules
Por su parte, la candidata Noemí Sanín, que habría quedado vencida en esta encuesta, refrendó su propósito de no desmontar su campaña. Señaló que las encuestas miden la intención de voto en zonas urbanas y que por ello, queda por fuera una parte sustancial de sus electores rurales.

Un vocero de la campaña conservadora le describió a Dinero.com la tónica en las toldas azules. “No les ponemos atención a las encuestas. Unas son positivas, otras no. Seguiremos trabajando en la divulgación del plan de gobierno”, dijo.

Para algunos observadores, la única opción que le queda a la candidata presidencial es la de aliarse con Mockus rápidamente. Sin embargo, le ven una tremenda dificultad. Dicen que incluso si Noemí decidiera adherir al partido Verde, los líderes conservadores no la seguirían.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?