| 8/20/2010 12:00:00 PM

Megatarjetas, ejemplo eficiente de sistemas de pago

La tecnología que utiliza el sistema de transporte masivo de la ciudad de Pereira, Megabús, es un método de pago que por sus características especiales, resulta eficiente a la hora de contribuir con varios usos a los pasajeros.

Gracias a la tecnología de las tarjetas usadas para el recaudo y carga de las tarjetas del Megabus, los pasajeros pueden subir a los intercambiadores (alimentadores en Bogotá), trasladarse de un barrio a otro sin necesidad de entrar a las estaciones del sistema, se pueden dar tarifas preferenciales y subsidios a diferentes tipos de la población, entre otras ventajas. La gerente de Megabús, Mónica Vanegas, habló con Dinero.com acerca de este sistema de pago.

Las tarjetas microprocesadas sin contacto (Tisc), su nombre técnico, se usa como medio pago de la tarifa usuario del sistema Megabus, con una arquitectura interna que permite integración tarifaria multiviaje, viaje a crédito, viaje por horario, viaje por tiempo, viaje según perfil (estudiante, tercera edad, otros).

Otra ventaja del sistema de pago es que se puede comprar o recargar en las estaciones del sistema o en lugares autorizados para venta de chance, esto con el fin de que las personas que solo van a hacer uso de los intercambiadores no tengan que ir a las estaciones para comprar sus pasajes. La ventaja de este sistema es que se acerca mucho a lo que es en realidad un sistema integrado de transporte público.

Por medio de tres tarjetas los usuarios del Megabús pueden hacer uso del sistema a diario. La "Megatarjeta" que es anónima, también permite recargas y permite que el pasajero pueda acceder un viaje a crédito cuando el usuario se queda sin recarga. "Cuando se realiza una nueva recarga, el sistema automáticamente descuenta el crédito otorgado, sólo se puede hacer uso de un viaje a crédito", agregó Vanegas. Comprar por primera vez la tarjeta tiene un costo de $4.500, garantizando que el usuario no va a perder la tarjeta con el saldo del viaje que tomó a crédito.

La tarjeta blanca "Retornable", está hecha para los usuarios no frecuentes los cuales utilizan el servicio. Este medio de pago permite acceder al sistema pagando el valor de un viaje más un depósito, cuando el usuario retorna la tarjeta en cualquiera de las taquillas de las estaciones o intercambiadores una vez llega a su sitio de destino, le devuelven el valor de depósito inicial.

Por otro lado, "Mi tarjeta" es personalizada con la foto y datos del pasajero, adicionalmente permite recargas y puede ser utilizada en varios viajes. "Este tipo de tarjetas podrá ser usada por ejemplo por los estudiantes y deportistas de alto rendimiento, a los que la ciudad les da un subsidio de dos pasajes diarios al día", comentó la directiva.


 
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?