| 11/21/2008 12:00:00 AM

Mayor productividad: sí se puede

Decenas de pequeñas y medianas empresas del sector transformador del plástico y el caucho han mejorado sus indicadores de producción.

Armando Romero era escéptico. Tras 18 años de estar al frente de su empresa Sellopack, no creía que luego de llevar tanto tiempo trabajando en lo mismo, las condiciones de producción pudieran mejorar. Sin embargo, los resultados lo dejaron sorprendido. Luego de seguir paso a paso lo que le recomendaron los expertos del Instituto de Capacitación e Investigación del Plástico y del Caucho (ICIPC), Romero obtuvo un aumento del 21% de productividad en la obtención de película de polietileno, una de sus principales materias primas para la producción de empaques flexibles para abrir y volver a sellar que distribuye en el mercado nacional e internacional. Explica que, además, logró un aumento de la capacidad de refrigeración de la empresa, al disminuir las pérdidas de energía por enfriamiento del aire en un 40%.

"El diagnóstico que nos hicieron fue acertado y de esta manera pudimos aumentar nuestros niveles de productividad. No estábamos muy convencidos pero nos demostraron lo contrario. Hicimos todos los cambios que nos propusieron, como compra de equipos nuevos y la transformación de algunos otros", sostiene Romero.

Este resultado demuestra que en las actuales condiciones del mercado y de la economía, las empresas -sin importar su tamaño- sí pueden ser más rentables y competitivas. Lo importante, como en el caso de Sellopack, es saber identificar el aliado estratégico que les puede ayudar a conseguir dichos objetivos. En este caso, la empresa hizo parte de un grupo de 30 Pymes del sector del plástico en Colombia que participaron en un proyecto de 'excelencia', liderado por el ICIPC y que contó con la cofinanciación del Sena.

Otro botón para la muestra lo representó Industrias Plásticas del Pacífico, de Cali. Su gerente, Fabio Lozano, logró automatizar la planta de reciclaje, con lo que mejoró su capacidad de producción y disminuyó los porcentajes contaminantes de los materiales. "Hace 15 días estuvimos en la Feria Internacional de Barcelona y tuvimos el privilegio de conversar con la Asociación de Recicladores de España, comparamos nuestra tecnología con la europea y nos dimos cuenta que estamos a la vanguardia. Incluso, tenemos niveles de contaminación más bajos y porcentajes de humedad menores", sostiene el empresario.

La Pyme caleña logró la automatización de un proceso (equipos y metodología) de reciclaje de materiales plásticos (polietilenos y polipropilenos) que hace más competitiva a la empresa en costos y en calidad. Dentro de los resultados obtenidos se logró la reducción en el reproceso de material reciclado por lavado de 18% a 10%. También se realizó una transferencia de tecnología y conocimientos a la gerencia general y al área técnica que potencia a la empresa para mejorar los productos actuales, para incursionar en mercados nacionales que requieren de una mejor calidad de los reciclados y, posiblemente, en mercados de la Región Andina.

Cerrando brechas

María del Pilar Noriega, directora técnica del ICIPC, explica que este proyecto con las Pymes, que se implementó a lo largo de 12 meses, fue clave para cerrar brechas tecnológicas en varias empresas en campos como productividad, desarrollo de productos de alta calidad y modernización. "En casi todos los casos se lograron mejorar dichos indicadores y varias empresas lanzaron al mercado productos muy novedosos, como en el caso de Industrias Gales y Extrusiones, entre otros", señala.

La primera, es una Pyme de tamaño mediano ubicada en la ciudad de Medellín. Con el proyecto logró la modificación y optimización en el diseño actual de un producto termoplástico empleado en un dispositivo de gas para el sector automotor. También hizo posible la reducción de peso del producto actual en un 32% y la eliminación del uso de aditivos antifricción en la pieza rediseñada, dirigida al mercado nacional.

Entre tanto, Extrusiones S.A., también de Medellín, obtuvo una nueva formulación de material elastomérico para la construcción de ventanas, entre otras aplicaciones, con calidad mejorada y a un costo 8% menor.

En el caso de Plastextil, otra Pyme de Medellín, se obtuvo un aumento de productividad en una línea de extrusión de lámina de pvc. Los productos de esta empresa son telas plásticas para carpas, toldos, parasoles, pisos, ropa impermeable y tapicería, destinadas al mercado nacional e internacional. Esta empresa exporta el 22% de su producción a la Región Andina.

A su vez, Megaplast S.A., de Cali, reportó un aumento del 10% en su productividad y logró la obtención de un producto innovador en el mercado colombiano. Se trata de una película plástica con alta resistencia a las grasas y a los aceites. Los productos de esta empresa son empaques flexibles, tales como bolsas de uso general dirigidas al mercado nacional. Y 10 personas de las áreas técnicas y operativas recibieron capacitación en transferencia de tecnología.

Otro buen ejemplo de lo que sí se puede fue el de Vinipack S.A., de Bogotá. Obtuvo un aumento de productividad en una línea de extrusión de lámina de poliéster reciclado del 30%. Los productos de esta empresa son láminas plásticas para aplicaciones en los sectores de alimentos, farmacéutico, empaques industriales y de flores. Sus productos se dirigen principalmente al mercado nacional, pero ya reportaron que están iniciando exportaciones a la Región Andina y a Centroamérica.

Durante sus 15 años de operación, más de 1.200 empresas del sector, en su mayoría Pymes, se han beneficiado con los programas que desarrolla el ICIPC, adscrito a Acoplásticos, el gremio que aglutina a las empresas transformadoras del caucho y del plástico en Colombia. La estructura de los servicios tecnológicos prestados por el ICIPC incluye investigación, desarrollo y diseño que representan el 67% de su portafolio, seguido por pruebas especializadas de laboratorio y capacitación formal.

Con el aporte del Instituto y la voluntad de cientos de empresarios del país, muchas Pymes han logrado mejorar su productividad y desarrollar novedosos productos que han lanzado al mercado, tanto nacional como internacional. Esta vez, la cobertura del programa de excelencia fue solo para Bogotá, Medellín y Cali. Pero la idea es ampliarla a otras regiones en el sector del plástico donde el 60% de las empresas son Pymes y tiene registrados unos 2.000 establecimientos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?