| 4/16/2013 7:00:00 AM

Llegó la era de la vivienda

Los hogares también resultaron beneficiados con el Pipe del Gobierno Nacional, Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo, y su reducción en la tasa de los créditos hipotecarios. ¿A quién cobijará y cuál es el reto?.

La petición insistente del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, de una reducción de la tasa de interés para los créditos hipotecarios, tuvo eco en los bancos que recortarán el tipo de interés.

Así quedó consignado en el Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo, Pipe, que presentó el presidente de la República, Juan Manuel Santos, y su gabinete, este lunes.

En promedio, los préstamos hipotecarios se otorgaban a una tasa del 12%, ahora se ofrecerán al 7% para 32 mil viviendas cuyos valores oscilen entre los $80 millones y $200 millones. La reducción del 5% será asumida por la banca, en 2,5%, y por el Gobierno, con el otro 2,5%.

Frente al recorte, el presidente de Davivienda, Efraín Forero, manifestó que las tasas máximas podrían ser de 9,5% y bajarán hasta el 7% teniendo en cuenta que la Nación subsidiará un 2,5% la tasa de los préstamos.

“Ese 2,5% representa un esfuerzo muy importante porque viene adicionado, el subsidio del gobierno es por siete años y nosotros vamos a asumir los ocho años restantes”, señaló.

Los alivios en los créditos estarán disponibles para los usuarios del sistema bancario a partir del próximo lunes, según el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas. Cobijará a quienes soliciten desde ese momento los préstamos.

¿Cuál es el reto?


El sector de la construcción aplaude las disposiciones para jalonar esa industria que viene presentando bajos crecimientos. Para Sandra Forero, presidenta de Camacol, las medidas cambiarias favorecerán el tipo de cambio, fundamental para la compra de insumos y las de reducción de crédito mejorará la demanda.

Y aunque se ha dado el primer paso, hay que dar de manera acelerada el segundo: generar la oferta para ejecutar el plan.

“Si bien hay regiones como Antioquia, Bolívar y Atlántico en los que hay buena oferta hay otras que necesitamos dinamizar y además mirar qué vamos hacer con Bogotá”.

Señala que con la capital del país no se ha perdido la esperanza pero “hay diferencias administrativas y no vemos voluntad para sacarles adelante. El suelo está y los proyectos están”.

Advierte que el Ministerio de Ambiente debe acelerar la habilitación del suelo para los proyectos de vivienda.
“Si uno lograra que el ministro de ambiente, que además está presentando el Pipe desentrabara los macroproyectos fase 1 que están en la región bogotana y se habilitan los suelos, sacaríamos adelante las viviendas”.

El cupo para la reducción de las tasas de los créditos es para 32 mil viviendas y la oferta en el país es de 26 mil. “constructores están dispuestos pero necesitamos el suelo habilitado”.

Y los precios de la vivienda ...

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, asegura que no hay burbuja. Asegura que en el país hay oferta y posibilidad de desarrollar proyectos, “no es una medida para que se suban los precios , es una medida para que los constructores salgan a iniciar más proyectos”.

¿Y la plata de qué bolsillo sale?

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, asegura que el Pipe no afectará las metas fiscales y explica que algunos recursos de estos proyectos se irán ejecutando a través del tiempo.

Por ejemplo, los subsidios a las tasas de interés de créditos de vivienda no se causarán todos en 2013, otros serán en 2014, y en los años siguientes.

“El impacto es de $5 billones pero no todo se traduce a costos este año, lo que se traduce a más costos se acomodarán con el ahorro que estamos haciendo con los menores intereses que paga el gobierno... y estamos trasladando recursos de sectores que no los iban a ejecutar este año.”, aseguró Cárdenas.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?