| 10/8/2012 7:00:00 AM

La esperada victoria de Chávez

El académico, Ronald Rodríguez, investigador del Observatorio de Venezuela de la Universidad del Rosario, habla con Dinero.com sobre la victoria de Chávez y consecuencias en la economía colombiana.

Dinero.com: ¿Cuál fue la fortaleza de Hugo Chávez durante la campaña?
R.R. : El candidato del gobierno siempre se mostró vital a pesar de su enfermedad. Durante la campaña no se vio débil ni disminuido, lo que fortaleció y manifestó la creencia que el mismo Chávez tiene en su proyecto político. Una de sus grandes fortalezas es su carisma y el contacto intimo que mantiene con la población de regiones reprimidas. Cantar canciones de Rap propias de las barriadas es una forma asertiva de acercarse a la gente y hacerlos sentir integrados y parte del movimiento. Algo muy propio del candidato.

Dinero.com: ¿Y las debilidades?
R.R.: Una debilidad compartida es la forma de financiación de las campañas y cómo han tenido estelas de dudas, uno por presión y otra por las fuentes de financiación. El ventajismo que tenía el candidato del gobierno es evidente. Chávez tiene la dominación de los medios públicos y estatales en Venezuela. Lo utilizó incluso interrumpiendo los espacios destinados para la campaña electoral del candidato de la oposición. Cuando Chávez llama a donar un día de salario, los empleados del PSUV lo hacen automáticamente por temor a ser despedidos.

Dinero.com: Mucho se rumora sobre la legalidad de las elecciones, ¿Cree que fueron limpias?
R. R. : Sin lugar a duda. El país cuenta con una de las maquinarias electorales más seguras que permite que el ciudadano por voto electrónico tenga certificado de su voto y no pueda ser detectado. No deja de llamar la atención que los observadores internacionales tradicionales no hagan parte del proceso. Pero esto hace parte de la lógica del actual gobierno, de quitarle poder a la OEA y trasferírselo a nuevas instituciones como UNASUR.

Dinero.com: ¿Cómo impacta la victoria de Chávez a Colombia y a su economía ?
R.R. : Cualquiera de los dos le convenía. El presidente colombiano fue anti-chavista pero una vez fue Jefe de Estado entendió que las relaciones internacionales no dependen ni de los egos, ni de los gustos personales. En ese orden de ideas Chávez puede llegar a ser un buen presidente para Colombia. Obviamente tendrá sus matices y su lógica de gobierno.

El comercio no es una cuestión de gobierno sino de estado, no es algo que se pueda deshacer de la noche a la mañana. Los empresarios colombianos pueden estar tranquilos dentro del actual status quo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?