| 3/20/2015 7:00:00 AM

Empresas podrían contratar a jóvenes sin libreta militar

El Gobierno colombiano buscará eliminar el requisito de la “libreta militar” para acceder a puestos de trabajo a los jóvenes entre 18 y 28 años.

Según lo anunció el Viceministro de empleo y pensiones, Luis Ernesto Gómez Londoño, este es actualmente una de las principales barreras para que este segmento de población pueda ubicarse laboralmente.

El funcionario explicó que el desempleo en este rango de edad afecta a unos 1,8 millones de jóvenes y de ellos hay 539.000 en condición de remisos, es decir, que no han resuelto su situación militar. Así, parece haber una clara relación entre desempleo y situación militar sin definir.

La propuesta tendrá que ser llevada al Congreso de la República, pues implica modificación de la ley 48 de 1993 que establece que toda empresas debe exigir la libreta militar a los empleados hombres.

Según el viceministro Gómez, son muchas las empresas que se abstienen de contratar jóvenes de estas edades, porque ellos no han cumplido con este trámite. Esta propuesta forma parte de un paquete de medidas que ha diseñado el Ministro de Trabajo, Luis Eduardo Garzón, para atacar uno de los principales problemas en el mercado laboral: el desempleo juvenil que actualmente afecta al 15,6% de la población en edad de trabajar entre los 18 y los 28 años.

La otra propuesta será un nuevo programa de subsidios que beneficiará al menos 40.000 jóvenes, con el objetivo de que adquieran experiencia inicial en cargos calificados. Para ello se financiará durante seis meses el salario y los aportes de seguridad social con un presupuesto de $300.000 millones proveniente de los excedentes del seguro de desempleo. Los salarios que subsidiará el Estado colombiano podrían ir entre $600.000 y $900.000 mensuales.

La meta, según el viceministro Gómez, es que las empresas presenten ofertas laborales para personal capacitado; así, los jóvenes que se vinculen al programa trabajarán y ganarán experiencia. Según él, otra de las barreras para que los jóvenes se vinculen al mercado laboral formal es que se les exige experiencia. Esto se convierte en un círculo vicioso, porque nunca pueden acceder a un primer trabajo formal y bien remunerado.

Las empresas deberán comprometerse con mantener durante otros seis meses al menos al 60% de los jóvenes para lograr que la experiencia obtenida sea al menos durante un año.

Finalmente, el Gobierno va a establecer un programa de 13.000 becas para ofrecerles a muchos jóvenes la posibilidad o bien de validar el bachillerato o sacar a delante un título de formación en aspectos específicos como computación.

Todas estas acciones forman parte de las estrategias que quiere adelantar el Gobierno para lograr la meta de reducir en 3 puntos la tasa de desocupación que cerró 2014 en 9,5%.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?