| 1/19/2010 7:00:00 AM

Japan Airlines se declara en bancarrota

Japan Airlines se declaró el martes en bancarrota, en uno de los mayores desplomes corporativos en la historia del país, y comenzó una vasta reestructuración de la que espera emerger más eficiente, menos voluminosa y libre de deudas.

Tokio  — La mayor aerolínea de Asia, tambaleándose bajo una deuda de US$25.600 millones, solicitó protección de sus acreedores bajo la Ley de rehabilitación Corporativa ante un tribunal de Tokio.

Dinero del gobierno ayudará a mantener en el aire los aviones de JAL durante la reestructuración. las acciones de la compañía serán retiradas de la Bolsa de Tokio.

No hubo reportes inmediatos de la enconada batalla entre Delta Airlines y American Airlines por una porción de JAL. Pese a sus problemas financieros, el acceso de la aerolínea a Asia la hace sumamente atractiva para aerolíneas extranjeras.

Una agencia estatal de recuperaciones empresariales dijo que había decidido asistir en la reestructuración y prometió ofrecer a la compañía "suficientes fondos" durante el proceso. El ministerio de transporte dijo también en una declaración que el gobierno ofrecería "el apoyo necesario", pero no dio más detalles.

"La industria de la aviación enfrenta una grave incertidumbre, y esa es otra razón por la que tenemos que proceder con una reestructuración concreta de JAL", dijo a reporteros el ministro de Transporte Seiji Maehara.

El presidente de JAL, Haruka Nishimatsu, renunció, y la nueva administración va a ser anunciada "a inicios de febrero", dijo la compañía, que ya ha dicho que su próximo líder será Kazuo Inamori, un monje budista y fundador de Kyocera Corp. y el gigante de telefonía celular KDDI Corp.

(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?