| 8/16/2012 5:49:00 PM

Fenoco vuelve a prender motores

La producción de carbón en el Cesar será restablecida a más tardar esta noche, dijo a Dinero.com el presidente del sindicato de la empresa transportadora de carbón, Félix Herrera.

Drummond, Prodeco y otras empresas carboneras del Cesar restablecerán sus operaciones, luego de que se levantara la huelga que hace tres semanas iniciaron los trabajadores de Ferrocarriles del Norte de Colombia (Fenoco).

Así lo informó a Dinero.com el presidente del sindicato de la compañía –Sintraime-, Félix Herrera. El pliego de peticiones será discutido en un tribunal de arbitramento.

“La empresa se salió con la suya (...) el pliego de peticiones será discutido en el tribunal de arbitramento, pero por ahora se levanta la huelga y esta misma noche podría restablecerse la operación”, afirmó.

El paro inició el pasado 23 de julio. Los sindicalistas exigían, además de aumentos de sueldo, el reintegro de 17 trabajadores que fueron despedidos en 2009, como consecuencia de un paro ilegal que protagonizaron.

Fenoco siempre argumentó que el despido fue justificado, por cuanto no cedería ante las peticiones del sindicato. De hecho, un tribunal declaró ilegal el nuevo paro, decisión que está pendiente de resolución de apelación.

Todos los días se mueven por la línea férrea concesionada a Fenoco, unas 140.000 toneladas de carbón proveniente del Cesar hasta los puertos del caribe.

La meta para este año era transportar 51 millones de toneladas por esta línea, pero evidentemente deberá ser replanteada.

El Gobierno Nacional calcula que la región recibe diariamente US$1,2 millones en regalías de las empresas carboneras, lo que evidencia que en el tiempo que duró la huelga, se dejaron de percibir casi US$30 millones.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?