Dinero.com Revista Dinero

El pacto agrario no da aún las primeras pistas de lo que sería la solución a los campesinos y productores.

| 9/10/2013 7:15:00 AM

Un pacto agrario, ¿sin pies ni cabeza?

El famoso pacto agrario anunciado por el Gobierno Nacional la semana pasada tendrá su primera sesión de discusión este jueves. Gremios aún no tienen claro a qué le apunta esta estrategia y muchos no han sido convocados.

El sector agrario en general coincide en la necesidad que tiene el país en tener una verdadera política agraria que permita el funcionamiento dinámico y equitativo del campo. Pero tras el paro y los anuncios aislados del Gobierno que buscan darle una solución a los problemas, los vacíos persisten para los productores que por años esperan soluciones de fondo. 

Los problemas del campo ya se conocen, cada sector reclama atención y soluciones, pero el llamado pacto agrario en el que algunos sectores, optimistas, pusieron sus esperanzas, está en un anuncio más del presidente Juan Manuel Santos y no da aún las primeras pistas de lo que sería la solución a los campesinos y productores.

El próximo jueves será el primer encuentro entre los actores involucrados, sin embargo no todos los que esperaban un puesto en dicha mesa de trabajo han recibido la invitación formal del Gobierno y conocen del pacto agrario por “anuncios mediáticos”, como lo señala el presidente de Asoleche, Jorge Andrés Martínez, gremio que espera el llamado del alto Gobierno.

Por su parte, el presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia (SAC), Rafael Mejía, afirmó que tampoco han sido invitados por el Gobierno a ser parte de la mesa de discusión del pacto agrario. 

Criticó que no se tenga en cuenta otros sectores que directa o indirectamente tienen que ver con el campo colombiano. “Para que funcione se tienen que invitar gremios financieros, industriales, productivos. Lo industriales son los formadores de precios y productores son tomadores de precios. 

Hemos insistido en que asistan todos. También que asistan quienes han promovido los paros”, dijo.

Entre tanto, las centrales obreras ya fueron llamadas al debate, según el presidente de la Confederación General de Trabajadores (CGT), Julio Roberto Gómez. Quien aseguró que son optimistas frente a la orientación que pueda tener el pacto agrario.

Qué esperan del pacto agrario

Desde la SAC, esperan la estructuración de una política agraria de Estado “porque no la hay”, señaló Mejía y agregó que “creemos que hay que aterrizar un poco porque hablan de desarrollo rural, entendido como la mejoría del nivel de vida en el campo; hablan de políticas de productividad, entendida como mejoras en los ingresos de los productores; están hablando de políticas de tenencia, distribución y restitución de tierras; y políticas de inclusión de la mujer campesina”, todo muy aislado. 

La SAC, en compañía de Asociación Nacional de Usuarios Campesinos, envió una carta al Gobierno manifestando su disposición en trabajar en la construcción de una política agraria y señalando algunos puntos que consideran deben ser el centro de la discusión. 

“Acciones más aterrizadas. Empezar a concretar tasa de cambio competitiva, acción de políticas comerciales para que tenga estabilidad la producción y no lo que está sucediendo ahora, una infraestructura predial”, entre otros temas son los que la SAC considera prioritarios. 

Agregó que no se debe olvidar el financiamiento en temas laborales como la formalización y capacitación del recurso humano, la ciencia, la tecnología, la innovación y la adquisición de maquinaria. 

Mejía destacó la propuesta de retomar el 4x1000 porque considera que “si se usó para salvar el sector financiero, porque no usarlo para salvar el sector del agro, que está en serias dificultades”. 

Que no se quede en el papel

Es necesario que la mesa de discusión esté integrada por todos los sectores productivos del país, según el Presidente de la SAC. Además, “hay que tener claro cuáles son los actores, cuáles son las necesidades, cuáles son las etapas, los cronogramas, las metodologías, entre otros aspectos”.

Para el Presidente de la CUT, es necesario ver su “verdadera dimensión de los problemas agrarios, que no son de hace poco tiempo sino de décadas atrás. Además de trabajar en medidas que son urgentes como el tema de insumos, subsidios, tierras de baldíos, todo ello hace parte de un universo de decisiones que el campesinado ha planteado y se espera respuesta de parte del gobierno”. 

Desde Asoleche, Jorge Andrés Martínez, dijo que ya hay unas iniciativas y políticas “interesantes”, en el caso del sector lechero, que son importantes como la compra de leche para promover competitividad de los pequeños productores. “Necesitamos mayor productividad y competitividad del sector. Hacer que la producción de leche en Colombia sea más eficiente y rentable para el productor”, dijo.

Entre tanto, el analista y director del Observatorio Económico de la Escuela de Ingenieros Julio Garavito, Eduardo Sarmiento, aseguró que en primera instancia se debe tener un diagnóstico profundo de las causas de la crisis del sector agropecuario.

“Por qué razón los productos en que tradicionalmente el país tuvo una gran ventaja competitiva como papa, arroz, cebolla, tomate, hortalizas, se pueden conseguir a menores precios en el exterior. Hay que reconocer que es una situación generalizada, pero está ocurriendo en todo el agro y la industria. 
La solución no puede ser una serie de anuncios de contentillo a los sectores que está protestando y nada de verdaderas reformas”, cuestionó Sarmiento. 

Concluyó que no es optimista con el pacto agrario y señaló que “nunca va a ser funcional, esa mesa está confirmada por sectores y regiones que protestan, pero el fenómeno es general”.
¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×