| 5/22/2013 6:29:00 PM

Ecos de la Alianza del Pacífico

La integración busca desgravar el comercio, impulsar el libre tránsito de personas para acercarse al modelo europeo y construir una plataforma hacia las economías asiáticas.

La Alianza Pacífico buscará alcanzar un acuerdo no sólo para desgravar el comercio entre México, Colombia, Perú y Chile sino también para impulsar el libre tránsito de personas para acercarse al modelo europeo y construir una plataforma hacia las economías asiáticas.

Al llegar al gobierno en agosto de 2010 "nos propusimos dar la cara al Pacífico, que por tanto tiempo hemos olvidado, creando una alianza que está llamada a ser el proceso de integración más importante en la historia de América Latina", dijo el presidente colombiano Juan Manuel Santos el martes por la noche desde la casa de gobierno.

Las cuatro naciones que integran la Alianza --surgida en abril de 2011 entre Colombia, Perú, Chile y México y que formalizaron con la firma de un acuerdo en junio de 2012-- "somos países que compartimos principios y valores. Compartimos la fe en la democracia, compartimos nuestra creencia en la separación de poderes, en los derechos humanos, en las libertades fundamentales y creemos en las bondades del libre comercio", añadió el mandatario.

El encuentro que será la VII Cumbre de la Alianza del Pacífico se realizará el jueves en Cali, a 300 kilómetros al suroeste de Bogotá.

El objetivo de la cumbre "es seguir avanzando en esta integración que sólo trae bienestar a nuestros pueblos... Porque entre más mercados abramos, entre más posibilidades de movilidad y conexión tengamos entre nuestros países, entre más cooperación logremos, habrá más oportunidades de trabajo y habrá más progreso", destacó Santos.

El ministro de Comercio colombiano Sergio Díaz-Granados explicó a The Associated Press que además del ingrediente comercial lo que buscan los cuatro países es un libre flujo de personas para vivir y trabajar así como iniciativas para crear un fondo de educación para estudiantes de los cuatro países.

Ya los cuatro países han negociado en la parte comercial 90% de su acuerdo y esperan completar el 10% restante en este semestre para que se pueda ser rubricado por los mandatarios, según el ministro.

Santos y sus colegas Ollanta Humala de Perú, Sebastián Piñera de Chile y Enrique Peña Nieto de México evaluarán el avance de las negociaciones para completar el acuerdo comercial, así como eventualmente debatir la inclusión de nuevos miembros, según ha dicho el Ministerio de Comercio colombiano.

Costa Rica, por ejemplo, ha solicitado su ingreso a la Alianza y el miércoles al final de la tarde firmará en Cali un acuerdo de libre comercio con Colombia.

A la cumbre fueron invitados el jefe del gobierno español Mariano Rajoy, el primer ministro canadiense Stephen Harper y el presidente de Guatemala Otto Pérez Molina, cuyos países han expresado su interés en unirse a la Alianza.

Santos, que comenzó a aplicar el libre comercio cuando fue ministro de Comercio Exterior en los años 90, destacó lo que representa la Alianza: 210 millones de habitantes, el 35% de la población de América Latina y el Caribe, con un Producto Interno Bruto combinado de 1,5 billón de dólares y un comercio intrarregional de 18.000 millones de dólares, el 50% de la región, según el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Perú anunció a inicios de este mes la eliminación de la visa de negocios para los empresarios de Chile, México y Colombia, mientras México eliminó en noviembre las visas a nacionales de Colombia y Perú como visitantes o que realicen actividades remuneradas hasta por 180 días.

"Es un proceso ambicioso... el nivel de ambición de los países de la Alianza, creo yo, que va más allá de un TLC, por eso ponen la libre circulación de productos, de servicios, de personas y de capitales", dijo Carolyn Robert, especialista líder del BID en integración y comercio. El Banco asesora a los cuatro países y prepara para el segundo semestre un análisis sobre las herramientas, el marco regulatorio actual y cómo se puede facilitar ese movimiento de personas y eliminar barreras a los servicios profesionales, por ejemplo, añadió Robert en diálogo telefónico con la AP.

Lo importante, añadió, es "ir alcanzando los logros poco a poco". Otros bloques como el Mercosur se han propuesto sin éxito alcanzar metas similares. "Lo que le da a uno esperanza de que lo van a poder lograr (en la Alianza Pacífico) es el compromiso político" de sus miembros. "Esto no se construye desde cero" porque ya tienen entre los cuatro países varios acuerdos anteriores en el terreno comercial y en poco tiempo han llegado hasta aquí, destacó.

Los miembros de la Alianza "quieren aproximarse al modelo europeo, el proceso de integración más exitoso y que todo el mundo ha pretendido emular", destacó César Ferrari, profesor titular del departamento de Economía de la Universidad Javeriana, en Bogotá.

El profesor Carlos Eduardo Vidigal, del Núcleo de Estudios de Mercosur de la Universidad de Brasilia, destacó que la diferencia principal con el Mercosur es "el hecho de que el foro Asia Pacífico tiene un perfil de integración esencialmente comercial, mientras Mercosur desde sus inicios se enfocó en una integración productiva y de cooperación política regional".

"Yo no los pondría como bloques" apartes o enfrentados, dijo Vanessa Rubio, subsecretaria para América Latina y el Caribe de la cancillería mexicana. "Lo que la Alianza del Pacífico está haciendo es todo lo contrario... (los cuatro países miembros) están en la mejor disposición no sólo de vincularse entre sí mismos, sino de vincularse con el resto".

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?