| 2/17/2011 7:30:00 AM

¿Cómo formar la elite académica del futuro?

La Embajada francesa y Colfuturo han dado pasos importantes para incentivar la calidad educativa de ese país en Colombia. Estos esfuerzos van desde recuperar el estudio de francés, hasta becas y programas de doctorado en las escuelas de elite intelectual en Francia.

Las iniciativas desarrolladas por la Embajada de Francia y Colfuturo engranan perfectamente con la meta del gobierno de tener más de 4.000 profesionales con doctorado dentro de 10 años.

“La idea de Francia es aportar y hacer una contribución a la formación de la próxima elite académica del país”, le dijo a Dinero.com el agregado de cooperación universitaria y educativa de la Embajada de Francia, Adelino Braz.

 

El aporte de estas dos entidades al futuro del país es destacable teniendo en cuenta que solamente el 5% de los profesores universitarios tienen doctorado y que el promedio de 11 doctores por cada 100.000 habitantes, está muy por debajo de los 60 que tiene Brasil y los 39 que tiene Argentina.

 

Los programas

Uno de los programas que se firmó recientemente entre la Embajada de Francia, la Corporación de Estudios en Francia (CEF) y Colfuturo, beneficiará a profesionales colombianos que realicen estudios de maestría o doctorados en Francia de 2011al 2015 y para los cuales se tienen presupuestados 640.000 euros.

Los recursos que darán la Embajada y la CEF a cada estudiante ascienden a 4.000 euros al año. Estos recursos serán administrados por Colfuturo y para los cuales aplicará la condenación del 50% de los recursos bajo la batuta de su programa crédito- beca.

La idea es que un estudiante, que puede gastar cerca de 10.000 euros al año en su programa de estudios, termine pagando alrededor de 1.000 euros al año por su programa de estudios en Francia.

Este convenio es una extensión del que ya habían firmado las dos entidades en el segundo semestre del año pasado, que consiste en 15 becas para doctorados de estancias cortas en Francia.

“Francia no ha firmado un convenio así con otro país. Consiste en que el estudiante se inscribe para hacer un doctorado en Francia pero solo va cuatro meses por año, así el investigador no se separa ni de su universidad, ni de su familia, que es una de las razones por las que las personas no se van a estudiar a otro país”, comentó el agregado francés.

En este programa de doctorados, la Embajada le da al becario alrededor de 1.000 euros al mes. Solamente debe pagar los derechos de matrícula que ascienden a 351 euros por año.

“Es una propuesta interesante desde el punto de vista académico y es poder formar un profesor o un doctor en una institución francesa, en algún programa, durante tres años con estancias cortas”, dijo el coordinador del Programa Semillero de Talentos de Colfuturo, Nelson Cuevas.

Estudios en Francia como proyecto de vida

Durante la última visita del presidente de la República, Juan Manuel Santos, a Francia, se firmaron tres convenios que abarcan todo el ciclo educativo de una persona. Uno es reintegrar el francés como materia dentro de los colegios públicos, el cual había desaparecido en 1994.

Para abarcar la vida universitaria, se creo un programa, que entrará en vigencia en el 2012, con el cual se darán becas para estudiantes de ingeniería en Colombia para que puedan formarse en Francia y obtener el título universitario en ese país, que equivale a un título de maestría.

En la parte final del ciclo educativo, el otro convenio firmado en la visita fue entre la Asociación Colombiana de Universidades (Ascun) y la Conferencia de Grandes Escuelas Francesas, que son las escuelas de elite intelectual en Francia. Esto permitirá que los estudiantes graduados de alguna universidad afiliada a Ascun, puedan aplicar a becas completas de doctorado o maestría en alguna de estas grandes escuelas.

“Si en Colombia no se realiza esta tarea, se perpetuará el círculo vicioso que existe hace años, y del cual se desprende que como no hay doctores no hay programas doctorales en el país”, dijo el agregado francés.

Otro de los programas de Colfuturo, que ayuda a acelerar el proceso de educación superior en ese país, hace parte del semillero de talentos de Colfuturo, en el cual se empieza con la formación lingüística en francés.

La Embajada le da un año de estudio del idioma al estudiante que quiera en el futuro aplicar a alguna universidad francesa para estudios de maestría y postgrado. “Esto para que el idioma no se convierta en un obstáculo para continuar con su formación en Francia”, dijo el funcionario de Colfuturo.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?