| 8/29/2017 12:01:00 AM

Por no reciclar celulares, colombianos podrían generar 1.400 toneladas de CO2

El estudio que destacó esta cifra reveló las razones por las que los celulares generarían esta cantidad de emisiones y brindó recomendaciones para evitar que en el año 2030 se alcance dicho nivel de contaminación.

La batalla contra la contaminación ambiental le llegó a los teléfonos celulares, ya que un estudio realizado recientemente reveló que por su mal desuso se podrían generar cerca de 1.400 toneladas de CO2 para el año 2030 en Colombia. Esta cifra puede disminuir si los colombianos transforman sus hábitos al momento de cambiar de celular.

La investigación Análisis Ambiental en Dinámica de Sistemas del uso y Disposición de Teléfonos Móviles, liderada por un equipo de investigadores de la Universidad Central en Colombia, fue la que reveló recientemente el impacto medioambiental que genera el mal desecho de los teléfonos celulares en el país.

También le puede interesar: Los lugares con mayor contaminación del aire en Colombia

“Encontramos que cada dos años estos celulares se están renovando, y solo entre el 10% y 15% de estos aparatos están llegando a ser reciclados”, señala la investigadora y docente de ingeniería ambiental, Sandra Cecilia Bautista en su entrevista a este medio, quien dejó en evidencia que la disposición final inadecuada de celulares en rellenos sanitarios, ha disminuido considerablemente. Sin embargo, los que aún se disponen de esta forma, generan importantes cantidades de CO2 y otros compuestos altamente contaminantes para el ambiente, como metales pesados y plásticos de alta resistencia.

Pero este estudio también reveló otros factores que influyen en la contaminación ambiental generada por los teléfonos celulares. Aquí algunos de ellos.

Poder adquisitivo

“Queríamos saber qué está motivando a las personas a consumir más aparatos celulares y qué hacen cuando ya no los quieren”, señaló Bautista quien reveló que uno de los resultados que arrojó su investigación es que por su poder adquisitivo, muchos colombianos cambian con mayor frecuencia los teléfonos celulares.

Según este estudio, en promedio una persona que cambia de celular por su poder adquisitivo cambia de dispositivo cada 6 meses, mientras que aquellos que lo hacen por otros motivos lo realizan cada 2 años.

Para el año 2030 cerca de 1.400 toneladas de CO2 se emitirían por mal desuso de los celulares

La contaminación en este punto se evidencia en que a mayor número de teléfonos celulares superiores son las toneladas de CO2 que se generan, por lo que la investigadora hace una dura crítica a las compañías que estimulan constantemente a los compradores de estos dispositivos electrónicos a no diseñar celulares con una fecha de caducidad tan corta.

“No se están diseñando aparatos electrónicos pensando en la sostenibilidad de sus materiales, esto hace daño grave sumado a la tendencia de planear a corto plazo la obsolescencia de las cosas. Esta es una crítica fuerte que queremos hacerle a los diseñadores de estos aparatos tecnológicos”, enfatizó Bautista.

Hurto

Por increíble que parezca, los resultados de esta investigación apuntaron a que el hurto de celulares es una práctica que está contribuyendo de manera importante a la contaminación generada por estos dispositivos en el país.

“Se ha visto que el aumento de hurtos ha movido a la gente a adquirir con más frecuencia nuevos teléfonos celulares”, afirmó la docente al explicar que el hecho de que a una persona le roben su teléfono celular es una de las razones por las que los colombianos se ven motivados a comprar uno nuevo.

Le sugerimos leer: Con matemáticas organización calcula el daño ambiental en Colombia

Según cálculos utilizados en la investigación, en Colombia este año se habrán desechado cerca de 22 millones de celulares, cifra que se logró recabar teniendo en cuenta el tiempo de vida útil de los teléfonos celulares y la importación de los dispositivos años atrás. Este estudio vaticina que el crecimiento de desecho de estos artefactos continuará en los próximos años, alcanzando para el 2030 cerca de 36 millones de aparatos que sumarían en peso 4581 toneladas.

No obstante el pico de contaminación de CO2 se evidenció en el año 2010, ya que alcanzó una cifra que se aproximó a las 4.000 toneladas debido a un incremento en la importación de estos dispositivos móviles y en la adjudicación de líneas a sus usuarios.

¿Qué hacer para disminuir esta previsión?

Esta investigación no solo arrojó resultados negativos, dentro de lo positivo se encuentra un hábito que tienen los colombianos y es guardar los teléfonos celulares que ya no usan en cajones o regalarlos a familiares o amigos, para los investigadores esta práctica resulta ser favorable ya que aumenta el tiempo de uso de estos dispositivos móviles.

El gobierno ha establecido una obligación para las personas que comercializan estos artefactos y es que los compradores puedan solicitar que reciban los celulares que están en desuso y se encarguen del proceso de reciclaje de estos dispositivos.

Lea también: Cada 11 segundos este navegador siembra un árbol gracias a sus usuarios

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 526

PORTADA

Estas son las pymes más ganadoras de Colombia en 2017

Las pequeñas y medianas empresas se ratifican como las locomotoras del país, no solo por su aporte al empleo, sino porque su menor tamaño les permite capotear mejor la desaceleración. Estas son las que más facturan.